Si eres de esas personas que llevan su casa a cuestas, debes saber que cargar durante el día con demasiado peso puede tener consecuencias negativas. Ya seas de bolso o mochila, optar por uno/a excesivamente grande para poder depositar todo lo habido y por haber, puede no ser una buena elección. Presta atención al siguiente post y analiza cuál es tu caso.

Hoy en día, tanto el bolso como la mochila es una opción propia tanto de hombre como de mujeres. Cada vez es más frecuente el uso de mochilas, tanto para actividades deportivas, para el trabajo o, incluso, salidas de ocio. Y es que las exigencias del día reclaman que carguemos con la casa a cuestas. Salimos temprano por la mañana y muchos necesitan llevarse su propia comida, libros, ordenadores, ropa de entrenar… ¿Cómo pretendemos un bolso o mochila ligero en estas circunstancias?

No obstante, debemos encontrar la manera de aligerar nuestro equipaje cotidiano, ya que cargar con demasiado peso puede conllevar consecuencias negativas para nuestra salud.

¿Es mejor bolso o mochila?

Si nos vemos obligados a elegir entre ambas, es más recomendable utilizar la mochila con respecto al bolso (si la carga es excesiva). De esta manera el peso queda repartido. Si llevas mochila, utiliza los dos brazos, de lo contrario, desequilibras el peso igualmente. Lo ideal, sería llevarla delante. Piensa que cuando llevamos una mochila muy cargada a las espaldas, tendemos a cheparnos para compensar el peso y esto podría provocarnos molestias en la espalda. Lo mismo ocurre cuando llevamos un bolso muy pesado; nos vemos obligados a alzar el hombro contrario para compensar, llegando a castigar nuestro cuello.

Un bolso o bandolera es factible, siempre y cuando no sea de un peso excesivo. Lo ideal sería utilizarlo para los objetos personales, mientras que la carga grande se deposite en el interior de la mochila. Este hecho, siempre y cuando, nos resulte imposible dejar de llevar tanto peso a cuestas.

Consecuencias de cargar demasiado el bolso o mochila

  • Dolor en la zona lumbar
  • Molestias dorsales
  • Resentimiento cervical
  • Dolencias en los hombros
  • Probabilidad de desarrollar lesiones más graves a largo plazo
  • Desgaste de huesos
  • Tendinitis
  • Problemas en la columna

¿Cuál sería la opción ideal?

Si te ves obligado a llevar mucho peso durante el día, deberías plantearte un maletín o pequeña maleta con ruedas. Los hay de muchos tamaños y diseños y no necesariamente son de viaje. Es lo mejor que puedes hacer para no sufrir a la larga las consecuencias del peso a diario sobre tus hombros. ¿No se te había ocurrido? ¿Crees que es una locura? Prueba y nos lo cuentas.