¿El chocolate caliente de Starbucks es vegano?

El veganismo y las opciones vegetarianas y plant based se están extendiendo a lo largo y ancho de todo el globo terrestre. El empujón definitivo fue la pandemia por coronavirus que el mundo entero vivió en 2020. Cada día es más habitual ver opciones veganas y vegetarianas en todas las cadenas de comida rápida y en supermercados, tanto es así, que con el chocolate caliente de Starbucks tenemos buenas noticias.

El chocolate caliente de Starbucks es de las bebidas calientes que más se piden entre los meses de noviembre y febrero. Ahora la gran duda es, si al igual que podemos pedir un café con leche vegetal, el chocolate caliente también se puede veganizar.

Las leches vegetales son muy saludables, sobre todo si sabemos elegir la correcta, es decir, aquella que tenga menos de 3 ingredientes y al menos 15% de ingrediente principal. Para que sea más perfecta, debe estar suplementada con calcio y vitamina D, aparte de ser una leche vegetal sin azúcar.

Los suplementos de vitaminas y minerales son muy importantes en las dietas veganas y vegetarianas. Sobre todo, en las veganas, ya que ahí hay ausencia de productos de origen animal, incluso huevos, leches y miel. En las dietas vegetarianas hay algo más de flexibilidad, porque hay quienes comen productos lácteos, o pescados, por ejemplo.

Con respecto al chocolate caliente de Starbucks, la cadena de cafeterías más famosa y hípster del mundo nos tiene preparada una sorpresa muy especial y que muy pocos saben.

Un chocolate caliente de Starbucks

Así es cómo puedes hacerlo vegano

Bien, sí que se puede hacer vegano, pero hay que estar espabilados, ya que se trata de poner y quitar ingredientes. A continuación, explicaremos qué opciones nos dan los camareros de Starbucks, y si no nos la dan de primeras, podemos decir que somos veganos y seguro que nos lo comentan amablemente.

Actualmente, como leches vegetales, Starbucks cuenta con coco, soja, almendras y avena. Antes de llegar a ese paso, recordemos que el chocolate caliente de esta compañía está formado por leche al vapor y un topping o salsa de mocha acompañado de espuma de leche y algún tipo de decoración como cacao en polvo, virutas o más sirope de chocolate.

El problema es que, para convertir ese delicioso chocolate caliente en vegano, hay que elegir leche vegetal, las cuales no siempre (depende de la marca) están preparadas para servirse caliente, por lo que el sabor puede disgustarnos un poco.

El topping o salsa de mocha sí es apto para veganos, ya que está hecho a partir de agua, pasta de azúcar y aromas naturales. Después llegaría la espuma de la leche, pero al ser vegano debemos prescindir de este paso y pedir solo que nos lo decoren con más sirope de mocha o cacao en polvo.

En caso de ser lactovegetarianos u ovolactovegetarianos, sí podríamos pedir la espuma de leche con decoración, o incluso, pedir el chocolate caliente de Starbucks sin ningún cambio.

Por lo tanto, si vamos a merendar a un Starbucks a lo largo de estas navidades, ya sabemos que sí podemos disfrutar de nuestro chocolate calentito y hacerlo vegano con dos simples instrucciones.

¡Sé el primero en comentar!