Llevamos más de un año con la pandemia de coronavirus, y parece que no le vemos un fin cercano. En el confinamiento de marzo no parábamos de preguntarnos cuánto tiempo duraría el virus en nuestras vidas, con la posibilidad de volver al entrenamiento normal. Incluso salieron estudios que analizaban la duración del COVID-19 en distintas superficies, como pesas, cuerdas y barras.

A pesar de que la versión líquida disuelto en alcohol funciona como antiséptico contra el COVID-19, hay muchos gimnasios que han prohibido su uso. Incluso, un estudio de una universidad británica comenta muy buenas noticias sobre el efecto de magnesio en polvo frente a gérmenes y virus.

Beneficios del magnesio de gimnasio contra el COVID-19

Este producto es muy usado entre los levantadores de peso, amantes del CrossFit y practicantes de calistenia. Aunque puede ser molesto para el resto de compañeros que no lo usan y luego encuentran el material sucio, parece ser una protección frente a las infecciones. De hecho, hemos encontrado un estudio que defiende su uso para entrenar de forma segura.

Los virus pueden inactivarse entre pH 8 y pH 8’3. El carbonato, al disolverse en agua, eleva el pH de esta hasta 9 o 10, y el pH del sudor humano está entre 4’5 y 7’2. Cuando las personas del estudio tocaron una bola de magnesio con las manos, se usaron tiras reactivas para medir el pH en las manos (secas, sudorosas y con esta sustancia), en cuerda, pesas y enganches.

Cuando una palma sudorosa agarraba algo con magnesio, el pH estaba entre 9 y 10. Los investigadores hicieron estos ensayos en dos ocasiones con varios días de diferencia y los resultados fueron los mismos. Aunque el estudio no es concluyente, sí es prometedor. Por lo que si se demuestra que el magnesio y el sudor eliminan el virus, los gimnasios podrían ser un lugar seguro de coronavirus.

Por desgracia no sabemos qué ocurre con la versión seca, ni cuánto tiempo tarda en eliminar el virus o si solo sirve en sudor humano.

Es eficaz contra el virus en un 99%

El 25 de julio, la Asociación Británica de Rocódromos defendía un estudio que había encargado a la Universidad de De Montfort. En él se comenta que el magnesio no es un riesgo para la transmisión de virus, y el formato polvo reduce la presencia del coronavirus sobre superficies plásticas en un 99%.

Según los resultados de esta investigación, los gimnasios o centros deportivos que prohíben su uso podrían estar muy equivocados. No obstante, aunque los resultados parecen realmente esperanzadores, no hay que relajar las medidas de prevención. Se debe continuar con la higiene correcta de manos, el uso de mascarillas, la distancia social y la cuarentena en caso de posible contacto con un positivo.