Muchas personas creen que una buena condición física se basa en lo fuertes que estén o el peso que muevan. Sin embargo, capacidades como la coordinación, el equilibrio o la flexibilidad, son las que aportan una mayor agilidad y determinan una buena condición física. Hoy te contamos algunos consejos y ejercicios para mejorar tu coordinación.

Es posible que vayas al gimnasio a diario y hagas tu rutina de entrenamiento como corresponde. Seguramente estés muy definido y trabajes bien tu fuerza. Pero si luego te sientes patoso cuando practicas deportes como el tenis o running, ¿no crees que tu condición física necesita mejorar? A agilidad de nuestro cuerpo vienen dada por muchos factores, entre ellos el equilibrio, la flexibilidad y la coordinación. Por ello, si nunca lo habías pensado, empieza a focalizar algunas rutinas en este sentido y conviértete en un verdadero ninja.

¿Qué es la coordinación?

La coordinación es la capacidad de sincronizar el sistema nervioso y los movimientos que requieren una acción conjunta de todas las partes del cuerpo. La coordinación logra el movimiento conjunto con rapidez, armonía y exactitud, adaptado a una circunstancia concreta de la manera más inmediata posible.

La coordinación puede trabajarse con buenos resultados en cualquier etapa de la vida. En la mayoría de deportes, por no decir en la totalidad, la coordinación juega un papel imprescindible.

¿Cómo puedes mejorar tu coordinación?

Si practicas algún deporte en concreto deberías realizar movimientos que simulen los propios del deporte. De esta manera alcanzarás una mayor velocidad cuando tengas que hacer uso de tu capacidad de reacción.

4 Formas de mejorar tu coordinación

Salto a la cuerda

El salto a la comba es un ejercicio que exige un elevado nivel de coordinación. La parte superior debe concentrarse en girar la cuerda, al mismo tiempo que la inferior la salta en el momento preciso en que ésta se aproxima a los talones. Además, es un ejercicio cuyo progreso es muy evidente y rápido. ¡Empieza a practicar!

Juega con una pelota

Sitúate frente a una pared a un metro de distancia, aproximadamente, y lanza una pelota de tenis contra ella. Tírala con la mano derecha y recíbela con la izquierda. Haz unas cuantas repeticiones y después cambia.

Circuito de conos

Establece tu propio circuito de conos y empieza a poner en práctica todas las variedades de movimiento que se te ocurran. Corre hacia delante, hacia atrás, de lado…

Baila

Bailar es la disciplina de la coordinación por excelencia. En esta actividad todas las partes del cuerpo deben ir coordinadas en busca de una sucesión de movimientos. ¿Te atreves con unas clases de zumba?