Thunderstorm de Kelme: ¿es una buena zapatilla de running?

El mercado está lleno de zapatillas de running, igual que de camisetas o de helados, y no por ello todos son igual de buenos, siempre hay uno que supera al resto. Esto es, más o menos loque pasa con las deportivas de Kelme. Unas zapatillas de running que vamos a investigar al milímetro para saber si sería una buena compra o no.

A la hora de salir a correr hay que hacerlo con cierta precaución, por ejemplo, no podemos correr de cero a 100 de inmediato, sino que tenemos que calentar e ir subiendo la intensidad de la caminata. Pero antes de llegar aes paso y poder correr 5 km diarios, hay que fortalecer las piernas y todo el cuerpo para que el impacto de cada zancada no nos dañe. Y mucho nates que todo esto está el calzado, y es que unas buenas deportivas con un abuena amortiguación es algo básico en todos los corredores.

Desde ya avisamos que es importante conocer nuestro tipo de pisada, antes incluso de realizar algún tipo de deporte, así protegemos nuestros pies de manera segura. E incluso podemos poner solución y corregir la pisada con ayuda de prótesis (plantillas), ejercicios, fisioterapia, calzado adecuado, etc. El estudio de nuestra pisada nos lo puede hacer un podólogo y él nos ayudará a mejorar las zancadas al correr.

Ahí es donde entran las nuevas Thunderstorm de Kelme, y son las zapatillas que vamos a revisar a continuación para saber a qué público van dirigidas y si serían una buena compra, o mejor decantarnos por otras.

Para corredores expertos y competiciones

Kelme Thunderstorm zapatillas de running

Estas deportivas de Kelme que se lanzaron a finales de 2021 están pensadas para corredores con experiencia que ya participan en competiciones como carreras populares y maratones, o que se atreven con retos que van más allá de correr 5 km al día.

Estas zapatillas de running incorporan inserciones de termosellado que aporta mejor agarre en cada zancada, además, la suela es peculiar, ya que está fabricada con dos composiciones diferentes de Phylon para potenciar la amortiguación, la resistencia de la zapatilla y la estabilidad de la pisada.

Las Kelme Thunderstorm tiene un drop de 9 mm y perforaciones en los laterales de la suela con la nueva tecnología Dual Shock Absortion, que como si nombre indica, ayuda a perfeccionar la amortiguación y la pisada. La parte más exterior de la suela está fabricada con rubber y con doble hendidura K-Flex para maximizar la flexibilidad de cada paso y permitir que el pie haga movimientos cómodos.

Estas deportivas de Kelme están enfocadas a pisada neutra, por lo que, si nosotros somos pronadores o supinadores, no se ajusta a nuestro perfil de corredor y debemos elegir otro modelo u otra marca de zapatilla de running.

Los materiales de fabricación son 75% textil y 25% piel sintética para la composición externa y 90% textil y 10% piel sintética para el interior. La composición de la suela es de un 65% Phylon y un 35% de goma, cuenta con una amortiguación alta, es para terrenos llanos o con pocos desniveles y se tiene que lavar en frío y no aplicar calor.

Las podemos comprar en la web oficial por 66,60 euros o en Amazon por 65,99 euros con envío Prime a casa.

¡Sé el primero en comentar!