Los ejercicios de fondo (o inmersión) usan el peso de tu cuerpo para desafiar a los músculos y poder variar para trabajar diferentes estímulos. Por ejemplo, la configuración y la realización pueden crear una diferencia entre trabajar los tríceps o los músculos del pecho. Si comprendes la distinción entre el fondo de pecho con el de tríceps, conocerás mejor tu anatomía y entrenarás de forma más efectiva.

¿Qué necesitas?

Tanto para los fondos de tríceps como para los de pecho vas a necesitar una barra, que puedes encontrar en cualquier gimnasio. Es una especie de barra semicircular elevada que se usa para levantarnos y bajarnos con el impulso de los brazos. Para el fondo de tríceps, debes usar una barra que tenga como separación el ancho de tus hombros. En el caso de la inmersión de pecho, te recomiendo usar una barra con un agarre ancho para aislar los músculos del pecho.

¿Cómo se hace el ejercicio?

Lógicamente, dependiendo del músculo que queramos trabajar, variará el ejercicio. En ambos casos, apretarás la barra de fondos con todas tus fuerzas. Para la inmersión de pecho, sujetarás la barra de modo que quede sostenida diagonalmente en tu mano. En el caso de los tríceps, la barra descansará directamente en tu mano.
Durante la ejecución de cada ejercicio, su forma es diferente. En el pecho, tienes que hacer “estallar” los codos hacia cada lado mientras bajas tu cuerpo. Cuando trabajas con los tríceps, mantén los brazos lo más cerca del cuerpo que puedas y tan solo haz que tus codos se flexionen hacia atrás.
Además, al hacer fondos de pecho, doblarás las rodillas y las caderas; pero en la inmersión de tríceps, tu tren inferior permanecerá extendido.

¿Cuáles son los músculos implicados en el movimiento?

En el fondo de pecho

La bajada del pecho enfoca el objetivo en el músculo pectoral mayor. Este músculo es el más grande de tu pecho y que se origina en el esternón. Los músculos auxiliares en este ejercicio son los deltoides, tríceps, la unión clavicular del pectoral mayor, el pectoral menor, dorsales, romboides, escápulas elevadoras y el músculo mayor redondo. Los músculos del trapecio también trabajan para estabilizar la columna vertebral.

En el fondo de tríceps

La mayor diferencia entre estos dos tipos de fondos son los músculos principales. El ejercicio de fondo de tríceps se dirige al músculo tríceps braquial, que se extiende hacia arriba y hacia abajo en la parte posterior de tu brazo. Digamos que se origina en la articulación del hombro y termina en el cúbito. Los músculos auxiliares incluyen a los deltoides, pectorales, dorsales, romboides y la escápula elevadora. Los bíceps ayudan a estabilizar los codos, mientras que los trapecios estabilizan la columna vertebral.