Practicar yoga es algo que muchos realizan o se plantean, ¿pero has pensado en hacerlo a 40º centígrados? Vale, puede ser fácil en verano si vives al sur de España, pero el Bikram Yoga es una práctica que puedes hacer durante todo el año en una sala acondicionada para ello.

¿Qué es Bikram Yoga?

Esta modalidad de yoga la creó Bikram Choudhury, de ahí su nombre. Se trata de realizar 26 posturas, controlando la respiración y bajo un calor sofocante que te ayudará a desarrollar un mayor control mental.

Las clases suelen durar 90 minutos y comienzan con un ejercicio de respiración. Seguidamente le siguen posturas de pie, de equilibrio, posturas sentadas y estiramientos, con un ejercicio de final de respiración. El Bikram Yoga se realiza en una habitación con calor principalmente para precalentar los músculos, prevenir lesiones, ayudar a mejor la flexibilidad y limpiar el cuerpo gracias a una fuerte eliminación de toxinas.

¿Quién puede practicarlo?

No es necesario ser un amateur en el mundo del yoga, simplemente hay que tener ganas. Es una disciplina muy encaminada a personas que quieran perder peso, pero hay que tener cuidado con saber tolerar el calor y la humedad.
Si eres de los que se deshidrata con facilidad, piénsatelo dos veces puesto que normalmente los monitores establecen tiempos para beber agua y así maximizar el entrenamiento.

¿Qué beneficios aporta?

Como hemos comentado, lograrás perder peso y mantenerte en forma. Y además gracias a sudar a chorros estarás desintoxicando tu cuerpo y aumentando la resistencia y la flexibilidad.
Hacer deporte en una habitación bajo unos 40-42º, manteniendo una respiración profunda y firme hace que el cuerpo se caliente a una temperatura impresionante. Cuando nuestros músculos estén lo suficientemente calientes, se harán estiramientos más profundos para trabajar y desarrollar la flexibilidad.

Es importante que sepas dónde está tu límite e ir exigiendo poco a poco a tu cuerpo. Otros beneficios que obtendrás serán:

  • Mejora fuerza de tu columna vertebral
  • Disminuye el estrés
  • Mejora la vitalidad, energía y relajación
  • Aumenta la circulación de la sangre
  • Mantiene en forma las articulaciones y las previene de lesiones
  • Fortalece los músculos de alrededor de las articulaciones
  • Mejora la fuerza y estimula el sistema inmunológico
  • Fortalece los huesos

Antes de tu primera clase…

Es necesario que sepas que será un entrenamiento duro, pero que al terminar tendrás la sensación de estar en las nubes. Esto se debe a la liberación de endorfinas, que también se produce en los entrenamientos de alta intensidad.

Vas a pasar mucho calor y vas a sudar la gota gorda, por lo que lleva poca ropa y que sea de tejido transpirable. Además, no te olvides de hidratarte correctamente antes de empezar y lleva contigo una botella de agua. Por supuesto, hazte con una toalla de microfibra que absorba bien el sudor y no se haga pesada.