La Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN) acaba de anunciar que desaconseja el uso del ácido alfa-lipoico como suplemento alimentario. Como muchos de los suplementos, no existe ninguna prueba que determine que existan efectos beneficiosos en la salud. La mayoría se puede obtener de manera libre, sin una regulación, por lo que consumirlos con total libertad podría ser peligroso para el organismo.

¿Qué es el ácido alfa-lipoico?

El ácido alfa-lipoico es una enzima (molécula que acelera la velocidad de las reacciones químicas) y que está compuesta por varios isómeros. Se considera que esta molécula está involucrada en algunas funciones enzimáticas, aunque quien lo compra en forma de suplemento busca la activación potente de quemar grasa.

Aunque no es necesario en nuestro cuerpo, tomando una dosis adecuada (entre 50 y 100 mg), no deberíamos tener ningún problema. En cambio, abusar de su consumo podría provocar dolor de cabeza, calambres, malestar, hormigueos o algún fallo metabólico.
Por otro lado, los expertos resaltan que la estructura química de esta sustancia es distinta cuando la encontramos de manera natural en los alimentos, en comparación de cómo se usa en los suplementos alimentarios.

Después de que se hayan realizados varias investigaciones, un panel de científicos expertos a nivel europeo concluyeron que, debido a falta de evidencia científica, no se puede asegurar un vínculo causa-efecto entre la ingesta de ácido alfa-lipoico y los efectos beneficiosos que la industria parece atribuir. Ni hay una protección de los lípidos del cuerpo frente al daño oxidativo, ni ayuda a mantener unos niveles normales de colesterol en la sangre, ni favorece a la reducción de la grasa corporal, ni existe un incremento de la beta-oxidación de los ácidos grasos y tampoco influye en la regeneración de genes.

Si realmente quieres quemar grasa, comienza por realizar ejercicio físico y llevar una alimentación con déficit calórico. Ponte siempre en mano de expertos de la salud y no consumas suplementos sin supervisión.