Si sueles sufrir acumulación de gases de forma habitual, entenderás lo molestos que resultan. Lo cierto es que le ocurre a un gran porcentaje de la población por diferentes causas. Existen numerosos remedios naturales para combatir este mal y, a continuación, ¡te contamos algunos de ellos!

La acumulación elevada de gases, puede provocar sensación de pesadez, hinchazón o, incluso, dolor. Es por ello que debes conocer algunas de las soluciones que te pueden ayudar a calmar este problema.

Anís verde

El anís verde es muy recomendado en estos casos por su doble acción. Por un lado, evita la acumulación de gases y, por otro, facilita la expulsión de los mismos. Es muy eficaz para reducir la inflamación. Además, si tus digestiones suelen ser pesadas, el anís verde te puede resultar de gran ayuda.

¿Cómo lo preparo?

Hierve una taza de agua y agrégale una cucharadita de semillas de anís. Tómala de 1 a 3 veces al día. No es recomendable en mujeres embarazadas.

Orégano y hierbaluisa

Las virtudes bactericidas, digestivas y carminativas del orégano, potenciadas por la hierbaluisa, lo convierten en un remedio fabuloso para la prevención de gases. Además, es de gran ayuda para calmar los dolores abdominales provocados por estos.

¿Cómo lo preparo?

Agrega una cucharadita de orégano y hierbaluisa, a partes iguales, en una taza de agua hirviendo. Déjalo reposar y tómalo tras las comidas.

Melisa

Se trata de una planta con propiedades desinfectantes, antiespasmódicas y carminativas. Supone un poderoso antídoto para tus problemas digestivos y de acumulación de gases. Además, te ayudará a relajarte y esto puede ser beneficioso ya que, en ocasiones, se acumulan debido al estrés o los nervios.

¿Cómo lo preparo?

Tómala en infusión y añádele, opcionalmente, miel y limón.

Otras infusiones para rebajar la acumulación de gases

Manzanilla: Mejora las digestiones pesadas, favorece la disminución de gases y reduce el dolor.

Hinojo: Se emplea para tratar diferentes problemas intestinales. Además de la expulsión de gases, reduce la inflamación.

Canela: La infusión de canela, alivia las molestias por digestiones pesadas y los problemas de gases.

Más remedios que puedes aplicar

Agua con limón: Bebe a sorbos durante las comidas la mezcla de agua con zumo de limón. Estarás evitando que tus gases se acumulen, ocasionándote los molestos síntomas.

Agua caliente: Hay ocasiones en las que, el dolor causado por la acumulación de gases se vuelve realmente insoportable. En esta circunstancia, puedes colocar sobre tu abdomen una bolsa de agua caliente e intentar relajarte. Déjalo en torno a 20 minutos y notarás cómo el dolor va disminuyendo.