No consumir nada de azúcar en tu alimentación es una tarea difícil de conseguir. La mayoría de los productos ultraprocesados tienen esta sustancia entre sus ingredientes, bien sean de bollería industrial o alimentos precocinados. Te sorprendería saber que la tortilla de patatas precocinada, la lasaña congelada o algunos panecillos integrales contienen azúcar.

La Organización Mundial de la Salud recomienda reducir el consumo de azúcares añadidos a menos del 10% de la ingesta calórica total diaria. Es decir, un adulto no debe consumir más de 50 gramos de azúcar al día, siendo 25 gramos una cantidad moderada.

Te contamos algunas razones por las que deberías de dejar de tomar azúcar añadido en los alimentos.

Reduces la posibilidad de sufrir diabetes

Quizá sea la razón que primero de te ha venido a la mente. Tomar asiduamente alimentos o bebidas azucaradas, aumenta el riesgo de síndrome metabólico y de padecer diabetes tipo 2. En el caso de alimentos con azúcares añadidos, nuestro organismo creará una cierta resistencia a la insulina y nuestra presión arterial aumentará.

Este problema se puede solventar comiendo productos naturales, cocinándolos nosotros mismo y tomando bebidas que sean lo más sanas posibles (como el agua).

Ahorrarás dinero

Aunque a priori te parezca más barato comprar alimentos ultraprocesados con alto contenido en azúcar, la realidad es que con el tiempo te saldrá bastante caro. El consumo de esta sustancia afecta negativamente a tu organismo, por lo que tu salud, tu dentadura y tu sistema inmunológico te pasará factura.
No esperes a que te salgan caries para ponerle solución, haz que tus revisiones del dentista sean tan solo un paseo.

Adiós antojos, hola energía

El azúcar es una adicción, no es broma. Cuánta más consumas, más querrás tomar; así que si logras alejarte de ella temporalmente, notarás como tus antojos por el dulce disminuyen significativamente.
Por otro lado, el azúcar aporta energía de forma rápida, pero luego tendrá un efecto de caída en picado. Para evitar que después de comerte un bocadillo con nutella te vengas abajo, prueba a tomar fruta en caso de querer tomar algo dulce. No se trata de eliminar el azúcar naturalmente presente, sino de eliminar el exceso que tenemos en nuestra dieta diaria.