Existe una falsa leyenda que ha convertido a las Galletas María es casi un producto dietético, cuando es todo lo contrario. Por experiencia propia, puedo contar que ha habido endocrinos y nutricionistas que me han aconsejado tomar este tipo de dulces para paliar la ansiedad. ¿Es realmente saludable como para recomendar su consumo? Vamos a analizar los ingredientes y comparar con otras galletas que tenemos en el mercado.

¿Son dietéticas?

Hace unos días analizábamos los componentes de las galletas Digestive, llevándonos la sorpresa de que son de todo menos digestivas. ¿Pasa algo así con las María? La marca que las produzca es algo indiferente, puesto que de forma general suelen contener lo mismo.

Analicemos sus ingredientes:

  • Harina de trigo. Su primer componente es una harina refinada, sin aporte de fibra.
  • Azúcar. Wow! Como segundo en la lista tenemos esta sustancia tan poco recomendable. Según sinazucar.org, 8 galletas maría contienen 3 terrones de azúcar.
  • Grasa vegetal. Podría ser aceite de oliva o, a unas regulares, aceite de girasol. Pero no, tenemos aceite de palma. Si te interesa saber por qué debes huir de la grasa de palma, te dejamos este artículo.
  • Jarabe de glucosa y fructosa. Es decir, azúcar con otro nombre.
  • Lactosa. Azúcar, nuevamente.
  • Gasificantes, emulgentes y antioxidantes. Químicos y más químicos que nuestro organismo no necesita, pero que son necesarios en estas galletas para que conserven su estado perfectamente.

Mejor, eliminar su consumo

Muchos piensan que son light o saludables por no tener chocolate, frutos secos, “fruta”, leche o cualquier otro ingrediente. Y ya has visto, ¿dónde tienen el aporte de fibra? Tan solo son un hidrato de carbono simple, con alto contenido en azúcar y que nos engaña con sus escasas calorías. 

Hay marcas que tienen galletas María “integrales”, pero realmente deberías leer los componente. Te darás cuenta de que el ingrediente mayoritario es la harina de trigo y tan solo hay un pequeño porcentaje de harina integral. ¿Es mentira que sean integrales? No, pero las empresas juegan con no hacerlas principalmente perfectas para la salud.

Además, ya has visto la cantidad de azúcar que aportan. Incluso, juegan con añadir diferentes tipos de esta sustancia para camuflarlas y que no sepas identificarlas en el listado de componentes.
Asimismo, como casi todo producto de bollería industrial, el aceite de palma está presente.

Que no te engañen sus pocas calorías por unidad. En este caso, es mucho mejor centrarnos en los ingredientes antes que leer sus calorías. ¡No permitas que saboteen tu entrenamiento!