En verano es bastante normal elegir dormir sin ropa para conciliar el sueño mejor. Pero este hábito podría no ser solamente saludable en los meses de calor. La ciencia asegura que existen bastantes beneficios al dormir desnudo, y eso es lo que te vamos a desvelar a continuación. ¿Es solo una cuestión de comodidad o podemos mejorar la salud?

¿Por qué deberías empezar a dormir desnudo?

Favorece a la pérdida de peso

Cuando dormimos, nuestra temperatura corporal desciende y el cuerpo quema más grasa de manera natural. En cambio, cuando tenemos ropa, las prendas parecen reducir el efecto. Evidentemente, esto no quiere decir que durmiendo 23 horas como los koalas vayas a perder grandes cantidades de peso. Tan solo favorece a un consumo extra de calorías, que bienvenido es.

Lucirás una piel más sana

No solamente encontramos beneficios en la pérdida de grasa, sino que la piel también luce más bonita. Al dormir desnudo, tu piel respira y evitamos la aparición de problemas cutáneos. Además, también favorece a la activación de la grasa marrón, la cual permite renovar las células muertas y mantener la piel más bonita y sana.

Tendrás una menor irritación

Si quieres evitar irritación en la piel, dormir sin ropa es una de las mejores opciones. Favorecemos a evitar un contacto con la zona sensible y el tejido, por lo cual tu piel «respira». Es muy recomendable cuando se tienen heridas en la piel o algún otro tipo de lesión cutánea, como acné, psoriasis o dermatitis atópica.

Reduce el riesgo de tener diabetes

La Fundación Nacional del Sueño de Estados Unidos asegura que la posibilidad de padecer diabetes disminuye si dormimos desnudos. Esto es gracias a que dormir en un ambiente más fresco ayuda a que las personas tengan un mayor control de los niveles de azúcar en la sangre y una mejor sensibilidad a la insulina.

Tenemos menos apetito al despertar y reduce el estrés

El cortisol es una hormona relacionada con el estrés y el apetito. Cuanto mayores sean sus niveles, más hambre tendremos y más estresados estaremos. Al dormir desnudos, los niveles de esta hormona se regulan y obtenemos una mejor calidad de vida. Además, es un beneficio muy relacionado también con la pérdida de peso.

Sudarás menos

En verano es normal levantarnos sudando después de una noche calurosa. Dormir sin ropa favorece a no sudar en exceso y levantarnos más limpios a la mañana siguiente.

Evitamos infecciones femeninas

La ropa interior puede alterar la flora vaginal dependiendo del tejido con el que esté hecha. Para evitar problemas, es ideal no llevar nada de ropa y así no aparecen hongos vaginales, como la candidiasis.

Mejora la salud reproductiva

Hay estudios que afirman que los hombres que duermen desnudos tienen una mejor calidad de esperma, por lo que tienen un nivel más elevado de fertilidad.

Conseguimos dormir mejor

Es lógico que en las épocas de calor nos beneficiemos de dormir sin ropa, ya que conseguimos conciliar el sueño antes y evitar despertarnos a mitad de la noche sudando.

Ralentiza el envejecimiento

Ciertos estudios confirman que dormir desnudo puede ralentizar el proceso de envejecimiento. Cuando dormimos, liberamos la hormona del crecimiento, que es fundamental para la regeneración celular. Por lo que actúa como una sustancia anti-edad.