Llevar una alimentación variada y equilibrada es muy necesario para disponer de una salud óptima. Pero, además de ello, existen algunos alimentos que te beneficiarán especialmente, en función de tus circunstancias. Si sientes que, actualmente, pasas por un periodo de estrés, tal vez deberías tener en cuenta qué tipo de alimentación de conviene. Conocer qué alimentos te perjudican, te ayudará a encontrar un alivio a tu situación y un mayor bienestar.

Cuando nos encontramos nerviosos o estresados, tendemos a comer y picotear para calmar el estado de ansiedad. Sin embargo, no solemos optar por una ensalada, ni por una crema de verduras. Normalmente, parece que el cuerpo nos pide dulces y otros alimentos poco recomendables. Si eres consciente de ello, podrás prevenir este comportamiento y dar con productos más oportunos.

Alimentos que deberías evitar en momentos de estrés

Dulces

Las chucherías contienen mucho azúcar por lo que elevan la cantidad de éste en sangre. Cuando pasa este pico, baja de golpe y puede resultar bastante contraproducente en tu estado. En esa bajada, puedes experimentar cansancio, irritabilidad y la necesidad de consumir, de nuevo, más azúcar. Entrar en este círculo vicioso no hará más que aumentar tu nerviosismo y, ni de lejos, calmará tu estrés.

Café

Se trata de una bebida estimulante que aumentará tu nivel de estrés. Y si, además, lo condimentas con azúcar, ya tenemos dos problemas en uno. Cuando nos sentimos estresados tendemos a consumir café con la intención de poder abarcar más actividad. No es esto lo que necesitas, más bien todo lo contrario.

Patatas fritas

De nuevo volvemos a ese picoteo que tanto nos apetece y tan poco bien nos hace. Generalmente están compuestas por un elevado contenido de sal y grasas saturadas. Ambas son muy poco recomendables para contribuir a un buen estado anímico y a la buena salud del sistema nervioso. Puede parecer que instantáneamente aportan energía, pero de dejarán sin ésta en cuestión de poco tiempo.

Alcohol

Aunque habrás escuchado que una copa de vino tiene propiedades que benefician nuestra salud, en momentos de nervios, no deberías optar por las bebidas que contienen alcohol. Éste estimula la respuesta de tu cuerpo ante el estrés y al cabo de un rato, y más si te has pasado con la cantidad, experimentarás un estado de bajón emocional, fatiga y cambios de humor.