El refresco Aquarius, en principio, está pensada como una bebida isotónica para deportistas. Sin embargo, el uso de esta bebida se ha generalizado. Actualmente, no es extraño ver personas sedentarias y o con poca actividad física usar de forma frecuente esta bebida.

Uno de los usos que se le suele dar a esta bebida, es para la recuperación ante una gastroenteritis. Sin embargo, ¿el Aquarius es útil para la gastroenteritis? ¿esta es la mejor opción?

Conociendo un poco el Aquarius

Aquarius es un refresco perteneciente a The Coca-Cola Company. Este refresco apareció en 1992 como una bebida para deportistas coincidiendo con los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992. Según declaraciones de esta empresa sobre este refresco:

“Su composición está pensada para ayudar a conseguir una adecuada hidratación durante la práctica de actividad física”.

En la composición de este refresco tenemos los siguientes ingredientes:

  • Azúcar. Contiene 21g de azúcar por cada lata de refresco (33cl).
  • Correctores de acidez.
  • Aromas.
  • Potenciadores de sabor.
  • E‐414 y E‐445.

 

Aquarius y gastroenteritis

Principalmente, y resumiendo lo que argumentaremos a continuación: la distribución de electrolitos contenidos en este tipo de bebida esta indicada para perdidas de agua por el sudor, no por deshidratación a nivel digestivo. Estas dos deshidrataciones no son equivalentes.

Para argumentar esto, nos basaremos en los principales electrolitos que se pierden en cada deshidratación:

  • Sudor. Se elimina sobre todo sodio y en menor medida potasio.
  • Problemas gastrointestinales. Se elimina sobre todo potasio y en menor medida sodio.

Según esto, podemos observar, que las bebidas como Aquarius que principalmente nos aportan sodio, no son la mejor opción. Además, este tipo de bebidas, que tienen una alta cantidad de glucosa como hemos podido observar no beneficiara a nuestro sistema digestivo.

Según la Asociación Española de Pediatría, podemos observar el siguiente fragmento expuesto en un articulo sobre la gastroenteritis aguda, refiriéndose a las soluciones de rehidratación orales:

“En cualquier caso, deben tener una relación glucosa/sodio adecuada (siempre inferior a 2/1) y una osmolaridad similar a la del plasma, condiciones que no cumplen las soluciones industriales (Aquarius) o caseras que tienen una escasez de electrolitos y una elevada osmolaridad”

* Para leer más sobre la gastroenteritis aguda, dejo el enlace al documento de la Asociación Española de Pediatría del que se ha extraído el fragmento anterior.

¿Qué tomo entonces ante una gastroenteritis?

La respuesta ante esta pregunta es muy sencilla: necesitamos un buen suero oral de la farmacia.

Este suero, nos aportara las cantidades de potasio que necesitamos. Además, este suero tendrá una osmolaridad baja (bajo en glucosa y sodio).

Algunos sueros disponibles en el mercado son:

  • Recuperation.
  • Bioralsuero.
  • Citoral.