Efectos de la vacuna de la gripe anual

Efectos de la vacuna de la gripe anual

Carol Álvarez

Es posible que se lo escuches a tu madre, a tu compañero de trabajo o tu farmacéutico local (o, lo más probable, a los tres): «No olvide su vacuna de la gripe«. Pero, ¿sabías que vacunarse ofrece más beneficios que solamente protección contra la enfermedad?

Por supuesto, no hay garantía de que no te pondrás enfermo, ya que la vacuna está destinada a proteger solo contra las cepas más comunes del virus, y hay años en los que evoluciona y la vacuna no es efectiva. Aún así es muy eficaz: entre 2016 y 2017, la vacuna contra la gripe evitó aproximadamente 5.3 millones de casos de gripe.

Si puedes ponerte la vacuna, deberías conocer que no solamente existe un solo beneficio. Además de ser económica, es fácil de conseguir y te mantiene seguro; incluso, nunca es demasiado tarde para vacunarse contra la gripe, siempre que esté disponible.

¿La vacuna puede dar gripe?

Una preocupación común es que la vacuna contra la gripe pueda dar gripe. Pero esto no es posible. La vacuna contra la influenza está hecha de una forma inactivada del virus de la influenza o de componentes del virus que no pueden causar infección. Algunas personas experimentan efectos secundarios que generalmente desaparecen en un día más o menos. Entre ellos incluyen fiebre baja, área hinchada, roja y sensible alrededor del lugar de la inyección, escalofríos o dolor de cabeza.

La vacuna contra la gripe es muy segura, aunque hay algunos grupos de personas que no deberían recibirla. Los que deben evitarla son los niños menores de 6 meses de edad, personas que han tenido una reacción grave a la vacuna contra la gripe o a alguno de sus componentes,
aquellos con alergias al huevo o al mercurio y aquellos con síndrome de Guillain-Barré.

¿Cómo funciona?

El desarrollo de la vacuna contra la gripe estacional en realidad comienza muchos meses antes de la temporada de gripe. Los virus utilizados en la vacuna se basan en una extensa investigación y vigilancia sobre qué cepas serán más comunes durante la próxima temporada.

Las vacunas contra la influenza estacional protegen contra dos tipos de virus de influenza: influenza A e influenza B. También pueden ser trivalentes o tetravalentes. La trivalente protege contra tres virus de la gripe: dos virus de influenza A y un virus de influenza B. La tetravalente protege contra los mismos tres virus que la vacuna trivalente, pero también incluye un virus de influenza B adicional.

Una vez que recibimos la vacuna de la gripe, el cuerpo tarda dos semanas en desarrollar anticuerpos que brinden protección. Es importante recordar que durante este período, aún somos vulnerables a enfermarnos de gripe.

Durante ese tiempo, debe tener mucho cuidado y practicar una buena higiene, evitar tocarse la nariz o la boca siempre que sea posible y evitar las multitudes si la gripe está circulando en su comunidad.

Estas precauciones son exponencialmente más importantes mientras el COVID-19 siga siendo un factor. Podemos desarrollar la gripe junto con otras infecciones respiratorias, por lo que es importante protegerse a sí mismo y a los demás. La inmunidad del cuerpo a la gripe disminuye con el tiempo. Esto es cierto ya sea que haya recibido una vacuna o una infección de gripe.

Además, los virus de la influenza cambian constantemente. Debido a esto, es posible que una vacuna de la temporada anterior de gripe no nos proteja durante la próxima temporada de gripe. En términos generales, recibir la vacuna contra la influenza estacional debería ayudar a protegernos durante la temporada actual de influenza.

hombre recibiendo la vacuna de la gripe

Ventajas

La vacuna de la gripe aporta grandes beneficios en la salud, sobre todo en los meses de invierno.

Previene problemas de salud más graves

La gripe realmente puede noquearte o, literalmente, llevarte al hospital. Los síntomas de la gripe, como la falta de apetito, fiebre, vómitos y diarrea pueden provocar deshidratación y neumonía. Además, si tienes una enfermedad crónica, como la diabetes o problemas respiratorios, contraer la gripe puede provocar complicaciones de salud peligrosas e, incluso, aumentar el riesgo de morir.

Ahí es donde entra la vacuna. Según los expertos, la vacuna reduce el riesgo de hospitalizaciones relacionadas con la gripe en aproximadamente un 40%. También disminuye en gran medida las probabilidades de que el trancazo te lleve a la UCI.

Beneficios en bebés

Según la Clínica Mayo, las mujeres embarazadas están particularmente en riesgo de contraer gripe y tienen más probabilidades de tener síntomas graves frente a las mujeres que no están embarazadas. Por esta razón, es importante que las mujeres embarazadas se vacunen lo antes posible en el embarazo y en la temporada esta enfermedad.

Ten en cuenta que la vacuna actúa como un doble golpe de protección porque los beneficios para combatir la gripe se transfieren al bebé y pueden durar hasta seis meses después del nacimiento, cuando los pequeños ya tienen la edad suficiente para vacunarse.

Tasa de mortalidad más baja

Para las personas con presión arterial alta, la vacuna está vinculada a un riesgo reducido de muerte del 18% durante la temporada, según una nueva investigación presentada este mes en el Congreso Mundial de Cardiología de la Sociedad Europea de Cardiología.

Según los investigadores, los pacientes con presión arterial alta vieron una disminución en los ataques cardíacos, derrames cerebrales y la muerte cuando recibieron la vacuna contra la gripe. Algunas personas con hipertensión, especialmente si son mayores, tienen un mayor riesgo de morir. Y si contraen la gripe, además de esos factores, tienen una tasa de mortalidad más alta que la mayoría.

Inmunidad de rebaño

Vacunarse aumenta los beneficios más que tu propia salud y bienestar: también ayuda a disminuir la propagación general de la gripe, lo cual es una buena noticia para todos. Protegernos a nosotros mismos significa que estamos previniendo una gran epidemia de gripe, como hemos visto en el pasado. Además, si la enfermedad no tiene la oportunidad de circular, las personas que no pueden recibir la vacuna, como aquellas con sistemas inmunes comprometidos, tienen menos probabilidad de caer enfermos.

Las personas con un sistema inmunológico débil se benefician enormemente de las vacunas. Así que si estás cerca de alguien que es vulnerable, y no tienes la vacuna contra la gripe, podrías ponerlo en un mayor riesgo de exposición.

inyeccion de la vacuna de la gripe

Posibles riesgos

Pero, como todo medicamente, existen algunas desventajas de su uso. No obstante, cada vez son menos debido a los años que hace que se pone anualmente.

Posibilidad de contraer gripe

A veces, podemos vacunarnos contra la gripe y aun así contraer la gripe. Se necesitan alrededor de dos semanas después de recibir la vacuna para que el cuerpo desarrolle inmunidad. Durante este tiempo, aún podemos contraer la gripe.

Otra razón por la que aún puede contraer la gripe es si no hubo una buena «vacuna compatible». Los investigadores deben decidir qué cepas incluir en la vacuna muchos meses antes de que realmente comience la temporada de gripe. Cuando no hay una buena coincidencia entre las cepas seleccionadas y las cepas que realmente terminan circulando durante la temporada de gripe, la vacuna no es tan efectiva.

Reacción alérgica severa

Algunas personas pueden tener una reacción negativa a la vacuna contra la gripe. Si tenemos una reacción negativa a la vacuna, los síntomas generalmente ocurren de minutos a horas después de recibir la vacuna. Los síntomas pueden ser respiración dificultosa, sibilancias, latidos rápidos, sarpullido o urticaria, hinchazón alrededor de los ojos y la boca, o sentirse débil o mareado.

Si experimentamos estos síntomas después de recibir la vacuna contra la gripe, consultaremos a un médico. Si la reacción es grave, iremos a la sala de urgencias.

Síndrome de Guillain-Barré

El síndrome de Guillain-Barré es una condición rara en la que el sistema inmunológico comienza a atacar los nervios periféricos. Es muy raro, pero la vacunación contra el virus de la influenza puede desencadenar la afección.

Si ya hemos tenido el síndrome de Guillain-Barré, hablaremos con un médico antes de vacunarnos.

¿Hay que vacunarse todos los años?

Los fabricantes suelen comenzar a enviar la vacuna contra la gripe en agosto. Normalmente se alienta a las personas a recibir la vacuna tan pronto como esté disponible. Sin embargo, un estudio encontró que la protección comienza a disminuir con el tiempo después de la vacunación. Como querremos estar protegido durante toda la temporada de gripe, es posible que no queramos vacunarnos demasiado pronto.

La mayoría de los médicos recomiendan que todos se vacunen contra la influenza a fines de octubre o antes de que el virus comience a circular. Si no recibimos la vacuna a fines de octubre, no es demasiado tarde. Vacunarse más tarde aún puede brindar protección contra el virus de la influenza.

La vacuna de la gripe se necesita todos los años por dos razones. La primera es que la respuesta inmunitaria del cuerpo a la influenza disminuye con el tiempo. Recibir la vacuna todos los años le ayuda a tener una protección continua. La segunda razón es que el virus de la influenza cambia constantemente. Esto significa que los virus que prevalecieron en la temporada de gripe anterior pueden no estar presentes en la próxima temporada.

La vacuna de la gripe se actualiza todos los años para incluir protección contra los virus de la gripe con mayor probabilidad de circular en la próxima temporada de gripe. Una vacuna estacional es la protección más eficaz.

¡Sé el primero en comentar!