Cuando piensas en tortitas (pancakes), las primeras que se te vienen a la mente son las que tomamos con chocolates en el desayuno, ¿verdad? Queremos descubrirte una versión apta almorzar o para cenar de manera ligera. Las tortitas de espinacas son muy fáciles de hacer y tan solo necesitas dos ingredientes. Además, su color verdoso llamará la atención de los más pequeños o de los invitados que degusten este plato.

¿De qué puedes rellenar las tortitas?

Realmente puedes acompañarlas con lo que más te guste. Personalmente, me apasiona rellenarlas de tomate triturado (casero) y queso mozzarella. Aunque también puedes meterles tofu o soja texturizada, para tener la sensación de estar comiendo un burrito de color llamativo. Incluso, puedes llevártelo en un tupper al gimnasio y acompañarlas de tu proteína favorita (atún, pollo, pavo…). Existen numerosas combinaciones, y todas realmente buenas.

Procura hacerlas finas para que se puedan cocinar y no queden crudas por dentro. Estoy segura de que te gustará su sabor, y si odias las espinacas puede ser una buena opción para ti. Si te animas, puedes probarlas con fruta, porque también le dan un toque de sabor especial y quedará un plato bastante colorido. Estamos deseando ver qué os parece, ¡contadnos!

 

Ingredientes

  • 2 puñados de espinacas de bolsa sin rabito
  • 2 huevos
  • 1 pizca de sal
  • Relleno al gusto

Preparación

Preparamos la mezcla

Primero lavados bien las hojas de espinacas. Seguidamente las metemos en una batidora junto a los huevos y una pizca de sal. Batimos hasta que quede una mezcla homogénea sin grumos.

¡A la sartén!

Engrasamos ligeramente la sartén o la plancha de pancakes con un poco de aceite de oliva. Luego vertemos la mezcla sobre ella, pero lo hacemos con finas capas. Ten en cuenta que cuanto más gruesas sean, más costará en cocinarse por dentro, y tienes el riesgo de que se quemen.

¡Rellénalas!

Rellénalas con los ingredientes que más te gusten, ¡y a disfrutar!

Puntúa esta receta
Puntuación de los lectores: (0 Votos)
0%