Son muchas las personas que no incluyen las legumbres en su dieta diariamente. Y es que no es fácil cogerles el truco para que un plato con unas judías blancas o unas lentejas nos parezcan apetitosas. Por eso, hemos preparado este variante del delicioso hummus.

Por si no lo sabíais, el hummus con base de garbanzo, puede combinarse con otras legumbres dando un sabor diferente pero sin darnos cuenta de las legumbres que estamos comiendo.

Más que garbanzos

Este plato ha llegado de oriente para quedarse en nuestra dieta. Lo que normalmente asociamos al garbanzo, sésamo y aceite de oliva puede llegar a tener una combinación más compleja de diferentes legumbres y seguir siendo delicioso. Hoy le cambiamos el  clásico hummus por uno de color verde.

 

Ingredientes

  • 500 gramos de guisantes frescos
  • Un limón exprimido
  • Cilantro fresco (una cucharada)
  • Aceite de oliva (otra cucharada)
  • Chili en polvo
  • Sal al gusto
  • Una cucharada sopera de tahini crudo

Preparación

Cocemos los guisantes

Unos cinco minutos en agua hirviendo será suficiente para tener los guisantes en su punto cocidos.

¡Mezclamos!

Colocaremos los guisantes e iremos espolvoreándole el resto de ingredientes. Una vez los tengamos, machacamos hasta tener una mezcla espesa.

Vierte el caldo

Para que no quede demasiado espeso el hummus, añádele el caldo que dejó la cocción de los guisantes y viértelos. Vuelve a mover y listo.

¡Aplica frío!

Déjalo una horita en la nevera, y estará listo para comer. Además, puede aguantar hasta 4 días perfectamente.

Puntúa esta receta
Puntuación de los lectores: (0 Votos)
0%