¿Quién se adaptó mejor al confinamiento? ¿Perros o gatos?

La gran mayoría de hogares convive con al menos una mascota y, generalmente, suelen perros o gatos. El confinamiento fue una época dura para los humanos, ya que vimos restringida nuestra libertad de movimiento, sin embargo, para nuestras mascotas fue un momento de felicidad porque estábamos más tiempo en casa, aun así, hay casos en los que el comportamiento de las mascotas cambió para mal.

El bienestar de un animal está directamente relacionado nosotros, sus propietarios, así como por otros factores como el entorno. Es por esto por lo que el comportamiento de perros y gatos durante el confinamiento se ha visto ligeramente alterado.

Los gatos fueron más cariñosos

El estudio, llevado a cabo por dos prestigiosas universidades (York y Lincoln) estudiaron el comportamiento de los animales y registraron los cambios en el bienestar y en el comportamiento de ellos. Asimismo, esta investigación también examinó la relación entre las mascotas y sus dueños, las variaciones de la rutina, el comportamiento de los propietarios y la salud mental.

La gran mayoría de participantes en el estudio afirmaron que habrían notado cambios positivos en los gatos, sin embargo, los perros reaccionaron peor al confinamiento. Tal y como hemos avanzado antes, y tal y como cuenta Daniel Mills, de la Universidad de Lincoln, el bienestar de un animal está muy influenciado por el carácter y comportamiento de los cuidadores.

A su vez, Emily Shoesmith del Departamento de Ciencias de la Salud de la Universidad de York, explica que, cuanta mayor empatía tenga un propietario mejor detectará los cambios positivos y negativos de sus animales de compañía. Y continúa diciendo que, una salud mental deteriorada aumenta la atención que el propietario le presta a su mascota.

Mills cree firmemente que esos cambios de comportamiento que se han detectado en perros y gatos están motivados por los cambios de rutinas y porque hemos pasado a estar mucho tiempo presentes en sus vidas. Nosotros completamos diciendo que el hecho de pasar más horas en casa ha hecho que ellos (los animales) también se hayan tenido que adaptar.

Una familia durante el confinamiento conviviendo con perros y gatos

Las cifras sobre perros y gatos en el confinamiento

El estudio no es global, sino solo del Reino Unido, y tiene un total de 5.000 participantes. El estudio se llevó a cabo para averiguar más sobre la salud mental, el vínculo entre animales y humanos, aprender sobre los cambios de comportamiento de los animales y sobre el bienestar de ellos.

Más del 67% de los encuestados informaron sobre cambios en el bienestar y los comportamientos en sus mascotas durante el confinamiento del 2020. Esos resultados se separaron en dos grupos, por un lado, bienestar positivo y por otro el negativo.

Uno de los resultados que se rescata del estudio es que aquellos dueños con mala salud mental (antes del confinamiento) dijeron haber notado cambios negativos en sus mascotas. Por otro lado, aquellos con una salud mental alterada a raíz del confinamiento fueron quienes informaron de más cambios, tanto buenos como malos, en el comportamiento de sus mascotas.

Afortunadamente, un tercio de los perros y gatos que han participado en el estudio, no se vieron afectados por el confinamiento, en cambio, un 40% de otras especies si sufrieron alteraciones.

Entre el 10 y el 15% de los dueños de esos perros y gatos que han participado en el estudio, dicen haber notado cambios positivos y ven a sus mascotas más enérgicas y juguetonas. Por el contrario, entre el 20 y el 30% decía lo contrario, que notaba a sus animales de compañía más calmados.