¿Es saludable el yogur griego ligero de Mercadona?

Consumir lácteos frecuentemente puede ser una de las mejores formas de incrementar la ingesta de proteínas y grasas saludables. Sin embargo, no todos se adaptan a las preferencias de la dieta. Por eso, Mercadona tiene una de las versiones light más buscadas: el yogur griego ligero.

El yogur griego es uno de los más saludables, no solo por sus aportes nutricionales, sino por la variedad de opciones que tenemos para consumirlo habitualmente. No obstante, es imprescindible localizar un yogur saludable de otro ultraprocesado o rico en azúcares.

Ingredientes y nutrientes

Por ahora, este yogur tan solo está disponible en formato de 1 kilo y tiene un precio de 2’10 euros. Aunque aparentemente Hacendado ha creado uno de los mejores yogures griegos bajos en grasa, es necesario conocer de qué está compuesto.

El yogur griego ligero de Mercadona posee el siguiente listado de ingredientes: «leche pasteurizada parcialmente desnatada, leche en polvo desnatada, proteínas de la leche y fermentos lácticos«. Se observa que sus componentes son totalmente saludables, sin azúcar añadido y con un aumento de proteínas.

En cuanto a los valores nutricionales de este yogur, por cada 100 gramos encontramos:

  • Energía: 60 calorías
  • Grasas: 2 gramos
    • Grasas saturadas: 1,4 gramos
  • Hidratos de carbono: 4,7 gramos
    • Azúcares: 4,7 gramos
  • Proteínas: 5,8 gramos
  • Sal: 0,16 gramos
  • Calcio: 150 mg

En definitiva, es uno de los mejores yogures griegos si no queremos incrementar la ingesta de grasa. Esta grasa es saludable, pero quizá no sea ideal en dietas de pérdida de peso, definición o mantenimiento.

yogur griego mercadona

Diferencias con el yogur griego natural

Ambos yogures griegos de Mercadona son saludables, si se eligen las versiones naturales. Sin embargo, hay algunas distinciones entre ambos.

El yogur griego natural contiene leche entera y no posee un añadido de proteínas de la leche. Esto hace que sea más rico en grasas y ligeramente menos proteico (2 gramos menos). Por ende, el aporte de calorías también es mayor, alcanzando casi el doble que el del yogur griego ligero.

Por otra parte el precio es el mismo, aunque la versión normal también está disponible en el formato de seis unidades. Así que lo hace mejor para controlar las porciones y transportarlo si queremos comerlo en el trabajo.

En términos generales, ambas opciones son buenas para incluir en una alimentación habitual. No obstante, hay que tener en cuenta que un exceso de grasa en la dieta puede hacer que aumentemos de peso sin darnos cuenta. Si preferimos tomarlo diariamente, se aconseja elegir la versión ligera, que además aporta menos calorías y más proteínas.

¡Sé el primero en comentar!