¿Te acabas de enterar de que existen auriculares para entrenar bajo el agua? No nos referimos a estos accesorios que toleran en cierto grado la humedad o el polvo exterior, sino a unos auriculares acuáticos. Hacer natación, surf o cualquier otro deporte en el agua mientras escuchas tu música favorita, es posible.

Existen muchas marcas y modelos, por lo que te vamos a dar una guía rápida para que elijas los auriculares acuáticos perfectos. Además, te daremos dos de las mejores opciones que hay actualmente en el mercado.

¿Qué debes tener en cuenta antes de comprarlos?

Como ocurre con las pulseras de actividad, los relojes inteligentes o los móviles, para elegir unos auriculares acuáticos debes tener en cuenta una serie de características. Es importante que tengas claro si usarás los mismos auriculares para almacenar tu música, si los conectarás a tu dispositivo mediante Bluetooth o si llevarás un reproductor resistente al agua.

Una vez que sepas el tipo de auricular que buscas, presta atención a estas características:

  • Capacidad. Si te decides por unos auriculares que almacenen tu música, debes ver la capacidad total que permiten. Como ocurre en los móviles o MP3, verás el almacenaje expresado en GB. Mi recomendación es que no compres uno con una capacidad inferior a 4 GB, sobre todo si quieres incluir canciones con calidad de audio excelente.
  • Duración de la batería. En el mercado vas a encontrar modelos con una autonomía bastante similar, y ten por seguro que no te vas a quedar sin batería en medio de un entrenamiento.
  • Certificado de protección. Como decíamos antes, impermeable no es igual que acuático. Es necesario que cuente con una certificación de que resiste el agua en cualquier condición. Normalmente, los certificados acuáticos suelen llamarse IP65, aunque si logramos uno de IP68 mucho mejor.
  • Diseño ergonómico. Tienes que tener en cuenta que los auriculares no deben interferir nunca en el rendimiento de tu entrenamiento. Debes escoger unos que permitan la total libertad de los movimientos, aunque sean un poco más elevados de precio. Personalmente, huiría de aquellos auriculares acuáticos con cable.

Auriculares acuáticos que recomendamos

Bragi – The Dash PRO

La empresa alemana lanzó al mercado unos auriculares con la mejora en la conexión de Bluetooth, frente al anterior modelo. Puedes usarlos para entrenamientos acuáticos, en la ducha (no seré yo quien os juzgue), para ir a trabajar, en entrenamientos de gimnasio, etc.
Cuenta con una batería recargable, con duración de 5 horas de uso moderado, 2 horas con seguimiento de actividad y 30 minutos bajo el agua (hasta 1 metro de profundidad).

Es compatible con cualquier sistema operativo, cuenta con tecnología Bluetooth 4.1, contiene magnetómetro, sensor cardíaco, acelerómetro, termómetro, dos micrófonos y giroscopio.

Finis Neptune

En este caso, Finis Nepture contiene el reproductor y los auriculares en un pack. Estamos ante un mp3 acuático que funciona por medio de transducción ósea (transmite las vibraciones del sonido mediante el cráneo). Lo cierto es que fuera del agua no funciona tan bien, por lo que es una inversión para hacer deporte acuático y poco más.

Su capacidad de almacenamiento es de 4 GB (unas 1000 canciones), la batería recargable mediante USB, dura unas 8 horas y es sumergible hasta los 3 metros.