Una mascarilla es una parte esencial de cualquier guardarropa de 2020, o un must como dirían los influencers de moda. Pero para los que usan gafas hay un efecto secundario no deseable: lentes empañadas. Aunque invertir en una de las mejores mascarillas faciales, con un puente nasal moldeable y tela transpirable (que ayudará), es probable que aún termines con las gafas llenas de vaho.

Hasta ahora, la verdadera solución ha sido sacrificar tu visión (no es lo ideal, sobre todo si vas conduciendo) o simplemente intentar no respirar. Pero una empresa estadounidense que se encagra de accesorios para mejorar la comodidad en los viajes, ha encontrado lo que cree que es la solución que todos hemos estado esperando. Se llama cinta de Cabeau (Cabeau Tape).

¿Cómo funciona Cabeau Tape?

Estas pequeñas tiras de cinta adhesiva se pueden usar para pegar el borde superior de tu mascarilla a la cara, evitando así que tu respiración se escape y empañe las lentes. Suena (y parece) ridículo, pero deberías darle una oportunidad.

Esto no es como la cinta adhesiva clásica con la que envuelves regalos; esta está aprobada por la FDA, recomendada por dermatólogos, sin látex y de grado médico para que te la coloques en la cara. Funciona tanto con telas reutilizables como con máscaras de grado quirúrgico.

Y aunque es probable que el atractivo principal sea para aquellos a los que les gustaría poder ver en todo momento, también hay beneficios para cualquiera que intente mantenerse saludable y protegido del contagio por COVID-19. La cinta proporciona un mejor sellado para evitar que las partículas del tamaño de un virus entren y salgan de la mascarilla, y la mantiene firmemente en su lugar para evitar que se deslice por debajo de la nariz también. Quizá ya no es tan mala idea, ¿verdad?

Puedes adquirirlas en su página web oficial, a un precio de 13’95€ las 200 tiras pre cortadas.