Realizar estiramientos después de entrenar es casi obligatorio para aliviar los músculos y evitar sobrecargas. Personalmente, me gusta dedicar 1 o 2 sesiones exclusivamente a estirar para mejorar la flexibilidad y elasticidad de todo el cuerpo, y las bandas elásticas resultan de gran ayuda.
Una vez que tienes dominados los rangos de movimiento, no te harán faltas las bandas, ya que te bastarás tan solo con tus brazos.

Necesitarás una esterilla y unas bandas elásticas para tensar casi rozando el límite del estiramiento. Se trata de conseguir una tensión soportable, nunca dolor. Yo suelo dedicar unos 15 minutos después de cada entrenamiento, y los días que solo hago sesiones de estiramiento suelen durar entre 30 y 40 minutos. En este artículo te contábamos por qué no lograbas ganar flexibilidad, ¡échale un ojo si te lo perdiste!

Recuerda que la flexibilidad solo se consigue trabajándola. No existe una edad límite para progresar.

Estiramiento de hombro

Para realizar este estiramiento tienes que coger la banda elástica con ambas manos y por detrás. Al inspirar, levanta verticalmente el brazo izquierdo y mueve el derecho hacia abajo y detrás de la espalda. Haz el ejercicio durante unos 30 segundos, cambiando de brazo.

En este ejercicio se estiran los hombros y el pecho. Intenta mantener tenso el abdomen y las rodillas desbloqueadas para realizar un buen estiramiento. Recuerda que la respiración debe ser suave y desde el abdomen.

Estiramiento de gemelos e isquiotibiales

Este ejercicio puedes realizarlo tumbado en el suelo (como en el vídeo) o sentado. Pon la cinta en la planta del pie derecho, inspira, tira de la banda hacia ti e intenta llevar la pierna estirada hacia tu cara.
Mantén la posición durante unos 30 segundos y cambia de pierna.

Es importante que la espalda permanezca lo más recta posible en todo el ejercicio; si notas que te curvas, entonces deberás subir menos la pierna.
Estarás estirando los isquiotibiales, glúteos y gemelos.

Estiramiento de isquiotibiales

Si quieres estirar de otra manera el glúteo y los isquiotibiales, te propongo otro ejercicio.

Ponte de pie y pisa la banda con ambos pies. Desbloquea las rodillas y lleva tu cabeza hacia abajo (como si quisieras tocar el suelo con ella). Ahora inspira a la vez que estiras la espalda y alineas el glúteo, la espalda y la cabeza.
Si crees que es demasiado difícil y no cuentas con demasiada flexibilidad, puedes tener las rodillas semiflexionadas. En caso contrario, estira totalmente las piernas.

Al igual que los anteriores, haz series de unos 30 seguros y realiza respiraciones suaves desde el abdomen.

Estiramiento de tríceps y trapecios

Puedes hacerlo tanto sentado como de pie. Es un estiramiento que se logra perfectamente usando los brazos cuando tienes cierta elasticidad. Te sonará de haberlo practicado en las clases de educación física del colegio.

Debes intentar tocarte ambas manos, para ello necesitarás acortar las distancias con la banda elástica como apoyo. Al soltar el aire, tira de la banda hacia abajo y estira el tríceps.
No te olvides de mantener la espalda recta y realizar series de 30 segundos por cada lado.