Adelgazar es un objetivo que nadie quiere lograr a largo plazo. Queremos resultados rápidos y sin demasiado esfuerzo. En ocasiones, la gente tiene una fe ciega en terapias con hipnosis o acupuntura, siendo la auriculoterapia perteneciente a esta última. Hace un tiempo se puso de moda usar pendientes para adelgazar, aunque existía la versión cutre más aún con semillas y esparadrapo.

Una reciente corriente parece haber traído de nuevo esta manera alternativa para conseguir bajar de peso. ¿Pero funciona realmente? ¿Puede ser la solución a los kilos que te sobran?

Pendientes para adelgazar mediante la estimulación de puntos

La auriculoterapia trata de estimular una serie de puntos de acupuntura que se encuentran en la oreja. El objetivo es hacer que esos centros de energía estimulen la liberación de endorfinas y dopaminas para conseguir disminuir la ansiedad, controlar el apetito y equilibrar algunas emociones.
Para la medicina tradicional china, la oreja es una representación completa del cuerpo. Dicen que es similar a la imagen de un feto humano en el útero materno, y por eso se la considera como un reflejo del cuerpo.

No es fácil saber dónde se encuentran esos puntos, por lo que es imprescindible que la acupuntura la realice alguien formado en esta medicina alternativa. Hay terapeutas que usan semillas, bolitas de metal, pilas pequeñas o piercings.

Los puntos reflejos de la oreja tienen doble inervación: dermoepidérmica y troncular. Es decir, se estimulan zonas reflejas con el objetivo de que mediante la presión se estimulen los puntos energéticos. Dependiendo de lo que queramos conseguir, el terapeuta lo colocará durante un determinado tiempo. En el caso de querer adelgazar, lo general es llevarlo hasta que consiguen el peso ideal.

La auriculoterapia es bastante antigua, aunque recientemente se cree que existe un auge por ser una terapia alternativa que puede ayudarnos a lograr una mejora de nuestro físico. Pienso que la recomendación de unos a otros y la ausencia de contraindicaciones o efectos secundarios es lo que hacen que muchas personas sigan apostando por ella. No obstante, tampoco existen evidencias de que llevar pendientes para adelgazar sea una manera eficiente de conseguirlo.

En el año 2000, la Organización Mundial de la Salud (OMS) determinó que este método era una terapia complementaria para adelgazar, ya que las personas lograban disminuir la ansiedad y mantener la dieta. ¿Podría considerarse que tiene un efecto placebo y por eso las personas se centran más en conseguir su objetivo?

¿Es una estafa?

La realidad es que es muy poco probable que unos pendientes para adelgazar te ayuden a bajar de peso. De hecho, no hacerlo con un profesional podría generar un riesgo de infección grave. La acupuntura de basa en estimular ciertos puntos con finas agujas, durante un corto periodo de tiempo. En cambio, este tipo de pendientes se mantienen a lo largo del tiempo con la finalidad de ejercer presión y controlar el apetito.

Si quieres deshacerte del sobrepeso, no dependas de unos pendientes en las orejas. Acude a un nutricionista que valore tu caso y te enseñe a comer de manera saludable, además de realizar ejercicio físico y tener unos hábitos de vida saludable.