Tener la piel perfecta no depende solamente de usar cosméticos que la cuiden o de llevar un estilo de vida saludable. Hay razones inexplicables para algunas afecciones en la dermis, como en el caso de la rosácea. Muchas personas sufren este problema cutáneo, sin saber a qué se debe o cómo pueden evitar su aparición. Aunque se puede asemejar en apariencia al acné adolescente, no tienen ninguna relación.

¿Qué es la rosácea?

La rosácea es una enfermedad de la piel que provoca que la cara tenga partes de color rojo, y a veces parezca acné. Actualmente no se conocen las causas que generan este problema, pero sí suele estar más presente en mujeres con piel sensible, de entre 30 y 50 años. Aun así, se apuesta por una combinación de factores hereditarios y ambientales, y no por falta de higiene.

Y, aunque no se conoce la causa, sí se sabe que existen algunos factores que pueden agravar la rosácea por incrementar el flujo sanguíneo en la superficie de la piel. Por ejemplo: las comidas picantes, las bebidas calientes, la luz solar, algunos fármacos que dilatan los vasos sanguíneos, el alcohol o las temperaturas extremas.

¿Qué tipos existen?

Los especialistas Plewig y Kligman marcaron unos estadíos de la enfermedad:

  • Diátesis rosácea: se llama así cuando aparecen episodios de enrojecimiento y rubor.
  • Estadío I: estado en el que surge eritema persistente con telangiectasias.
  • Estadío II: aparecen también pápulas y micropústulas.
  • Estadío III: a todo lo anterior, se le añaden nódulos.

Sin embargo, no en todas las personas progresa de la misma forma, y puede darse el caso de que estalle directamente en estadío II o III.

En cuanto a los síntomas, los pacientes que presentan la enfermedad suelen haber tenido antecedentes de episodios de enrojecimiento facial, sobre todo en la parte central del rosto. Hay quienes también presentan granos en la cara, que recuerdan al acné porque en ocasiones contienen pus. Incluso, es normal sentir la pies sensible y caliente.
Se estima que la mitad de las personas que tienen rosácea también sufren de ojo seco e irritado, así como párpados inflamados y enrojecidos. Y, en raras ocasiones, la rosácea puede engrosar la piel de la nariz y hacer que esta tenga aspecto más voluminoso.

¿Se puede prevenir?

Como no se conoce la causa de aparición, es un poco difícil conocer el método para evitar que la rosácea aparezca. Hay especialistas que recomiendan evitar las comidas calientes como medida de prevención, así como evitar cualquier factor desencadenante mencionado anteriormente.

Para saber si tienes este problema en la pie, puede ser diagnosticada mediante un examen físico hecho por parte de un especialista, además del estudio de tu historia clínica. Actualmente no existe un tratamiento que cure la rosácea, pero sí pueden favorecer a su disminución. Tu médico determinará si es mejor realizar un tratamiento tópico, sistémico, con láser CO2 o con luz pulsada intensa.