Así es como puedes evitar la sudoración y sus molestas manchas

Así es como puedes evitar la sudoración y sus molestas manchas

Sofía Pacheco

Con el buen tiempo llega el sudor, aunque siendo sinceros, el sudor es una respuesta fisiológica que existe todos los días de nuestra vida, solo que es más visible en épocas y climas calurosos. Al sudor se le llama transpiración y su función es mantener al cuerpo fresco.

La temperatura media del organismo es entre 36 y 37 grados, por lo que cuando subidos de esa temperatura surge la sudoración, y si nos ponemos por debajo de los 36 podría haber problemas de hipotermia.

No hay ningún método milagroso para evitar la sudoración, pero sí recursos para mitigar, y sobre todo para evitar esas molestas manchas de sudor en la ropa que nos dejan en ridículo en presentaciones públicas.

Antes de entrar al grueso del artículo, debemos comentar que existe una enfermedad que se llama hiperhidrosis y es un trastorno que causa molestias, favorece las infecciones y en algunos casos desencadena problemas psicológicos debido a la vergüenza de exponernos.

En ese caso existen tratamientos, así que si creemos que nuestro nivel de sudoración está por encima de lo que se considera normal, debemos acudir a un especialista antes de intentar curarlo nosotros mismo, automedicarnos o probar remedios caseros que pueden poner en riesgo nuestra salud.

Un hombre sudando con camiseta de tirantes

Consejos para evitar la sudoración

Existen una serie de factores que propician la sudoración, las manchas y el mal olor. Muy poca gente sabe que el sudor de por sí no huele a nada, ya que es agua salada que expulsa nuestro cuerpo. Lo que hace que huela mal son las bacterias y la suciedad de nuestra piel.

Depilarse

Los vellos acumulan bacterias, por muy limpios y aseados que seamos, la humedad del sudor en nuestras axilas es un caldo de cultivo para las bacterias. Al depilarnos, sobre todo las axilas, eliminamos la parte del olor. Sin pelos, el sudor se evapora y no deja olor. Además, los desodorantes tienen mayor efecto en una axila sin vello, que en una con pelo.

Lavarse con jabón

Las axilas son una zona que siempre, o casi siempre, está tapada, ya sea con ropa o con el brazo, así que la respiración de la piel ahí es escasa. Debemos lavarnos muy bien con jabón neutro (nada de perfumes) para eliminar las bacterias de esa zona y secar la piel.

Muy importante que no queden restos de jabón, y también muy importante que el jabón sea neutro, ya que los perfumados hacen que sudemos más y la mezcla de olores es muy desagradable.

Ropa transpirable

Si sabemos que solemos sudar mucho, es importante usar ropa y calzado transpirable y optar por tejidos orgánicos como el algodón y alejarnos un poco de la licra y similares. Además, hay que evitar la ropa ajustada (sube la temperatura corporal) y las prendas gruesas o de tejido sintético (no traspiran tanto).

No uses desodorante normal, sino uno anti transpirable

Los desodorantes lo que hacen es camuflar el olor del sudor, sin embargo, aquellos productos tipo desodorantes pero que sean anti transpirables, lo que harán será reducir la cantidad de sudoración gracias a compuestos como el zinc o el aluminio.

Un hombre bebe agua mientras se seca el sudor con una toalla

Beber mucha agua

Existe una falsa creencia en Internet que cuenta que mejor pasar sed para evitar la sudoración, pero no es correcto. La deshidratación provoca fallos cognitivos, dolor de cabeza, mareos, y otras consecuencias.

Estar hidratados en clave. Beber agua favorece la hidratación y regula a temperatura del cuerpo. Además, un dato importante, todas las bebidas deben estar a temperatura ambiente sea la sudoración un problema para nosotros o no.

¿Por qué? Porque al beber algo que crea un contraste en el organismo, éste debe realizar un gasto energético muy grande para regular la temperatura del cuerpo. Por eso, en verano, cuando bebemos agua muy fría, a los pocos minutos sentimos mucho más calor que antes de beberla.

Dieta equilibrada

La alimentación es clave para todo en la vida, así que la sudoración no iba a ser menos. Debemos evitar alimentos que nos alteren como el café, alcohol, chocolate, bollería industrial (alta concentración de azúcar), las bebidas energéticas, los tés de energía, y similares.

Hay que optar por una dieta variada y equilibrada, llena de frutas, verduras, legumbre, vegetales y hortalizas. Además, para combatir la sudoración, lo mejor es no tomar nada picante ni caliente.

Hacer ejercicio

En casos de sudoración extrema, sobre todo en las manos, practicar ejercicio ayuda a regular el sistema nervioso. En caso de sudoración extrema, es mejor consultar con un especialista y seguir sus consejos para mejorar nuestra calidad de vida.

Evitar el estrés

Los estados de nerviosismo y ansiedad hacen que aumente la sudoración, no importa que estemos en invierno o en verano. Es por esto por lo que debemos estar siempre calmados y con actitud positiva. Quizás, practicar yoga o pilates puede ayudarnos a desestresarnos y a controlar nuestra sudoración.

Evitar las manchas de sudor en la ropa

Más allá de usar ropa holgada y evitar ciertos colores lisos como el gris claro, el rosa clarito o el celeste y optar por estampados y colores oscuros, existen otros consejos y remedios para evitar las manchas de sudor en nuestra ropa.

Un hombre con una mancha de sudor en su camisa azul

Sobaqueras

Existen unos accesorios que se colocan en la ropa y tienen forma de compresa. Esa tela se queda pegada a la prenda, y la capa absorbente se adhiere a nuestra axila cuando hay humedad. De esta forma, todo el sudor queda recogido de forma discreta evitando manchas y cercos de sudor, e incluso evitando el mal olor.

Camiseta interior siempre que se pueda

Siempre que podamos, debemos usar camisetas interiores. Este truco es muy antiguo y, de hecho, es el más extendido tengamos mucha sudoración o no. Esa camiseta actúa como primera barrera frente a la sudoración, así nos ahorramos las incómodas manchas y cercos que dan mala imagen.

Toallitas para limpiar el sudor de vez en cuando

Podemos usar toallitas normales tipos de bebés para limpiar cara y manos, o podemos buscar unas que cuentan con ingredientes anti transpirables. Será así cuando haremos 2×1, es decir, limpiamos la zona y a su vez reforzamos el efecto del desodorante anti traspirable.