La recomendación de comer una manzana al día es un hecho muy extendido desde hace mucho tiempo. Y es que tiene una gran cantidad de beneficios para el correcto funcionamiento de tu organismo. Por ello, numerosos estudios han demostrado que una manzana diaria, mantiene tu salud en muy buenas condiciones y a los medicamentos alejados de ti.

Razones por las que comer una manzana diaria

Protege tu corazón

Consumir manzana, ayuda a reducir la absorción de grasa de los alimentos. Por ello, cuida tus arterias y mantiene a tu corazón en un estado óptimo. Lo protege frente a posibles enfermedades y mantiene los niveles de colesterol en sangre equilibrados.

Poder diurético

La manzana es una fruta diurética que previene y contribuye a disminuir la retención de líquidos. Esto se debe a su contenido en cisteína.

Es saciante

Las manzanas ayudan a saciar tu apetito, por lo que evitarás picotear entre horas. Especialmente, si la tomas con piel. Notarás cómo disminuye tu sensación de hambre y no sentirás la necesidad, ni la ansiedad, por comer a deshoras. Además, favorece el proceso de digestión, y regula el tránsito intestinal. Es recomendable tanto si se sufre estreñimiento, como en los casos de diarrea. A todo esto, hay que añadir que una pieza contiene una porción muy baja de calorías.

Muy depurativa

Es un alimento muy recomendable para tus planes détox. Como ya hemos mencionado, sus propiedades diuréticas ayudan a eliminar las toxinas de tu cuerpo y a limpiar tu organismo.

Hidratación a raya

La manzana es uno de esos alimentos con un alto contenido en agua, ideales para mantener una buena hidratación de tu cuerpo. Recuerda que ésta no solo se consigue bebiendo agua. Hay muchos alimentos con una alta composición de agua, que te aporta beneficios en este sentido.

Otros beneficios de comer manzana

  • Su contenido en flavonoides reduce la inflamación de las vías respiratorias.
  • Su contenido en fósforo, aporta un efecto calmante que favorece el sueño reparador.
  • Son ricas en antioxidantes, por lo que ayudan a combatir en envejecimiento prematuro de la piel y la oxidación celular.
  • Estudios han comprobado que es capaz de reducir el riesgo de padecer ciertos tipos de cáncer.
  • Aliada para combatir la diabetes, ya que tiene un índice glucémico bajo y no genera picos de glucosa en sangre.
  • Su contenido en quercetina ayuda a prevenir enfermedades inflamatorias.