Hay dos tipos de espárragos, los blancos y los verdes, o trigueros. Se trata de un alimento propio de los meses comprendidos entre marzo y mayo y que presenta un gran valor nutricional. Lo deberíamos incluir, sin duda, en nuestra alimentación de una forma frecuente. ¡Te contamos todo lo que debes saber!

Los espárragos trigueros tienen un alto contenido de agua por lo que son ideales para introducir en dietas orientadas a perder peso. Además de ello, son bajos en calorías y suponen un verdadero superalimento en planes de adelgazamiento. Son ricos en variedad de vitaminas, especialmente la vitamina A, B1, B2, B6, C y E.

Los espárragos verdes disponen de grandes propiedades diuréticas y depurativas. Ayudan a combatir la retención de líquidos favoreciendo la eliminación de toxinas del organismo. Se trata de un alimento saciante por su alto contenido en fibra, que regula el tránsito intestinal y evita el picoteo entre horas. Destaca también su contenido en minerales como el hierro, potasio, calcio y magnesio.

Beneficios de los espárragos trigueros

Antioxidantes

Se trata de un vegetal con poderosas propiedades antioxidantes. Éstas ayudan a combatir los daños ocasionados por los radicales libres y previenen numerosas enfermedades, así como el envejecimiento prematuro de las células de nuestro cuerpo.

Laxantes

Su alto contenido en fibra favorece el tránsito intestinal. Es muy adecuado para tratar y prevenir algunas afecciones digestivas como, por ejemplo, el estreñimiento.

Diuréticos

Su alto porcentaje de agua, superior al 90%, lo convierten en una opción diurética y depurativa. Además, son bajos en sodio, por lo que son ideales para combatir la retención de líquidos y eliminar las toxinas que se van acumulando en el organismo.

Antidepresivos

Los espárragos pueden favorecer la relajación e inducir al sueño y la calma en momentos de nervios o estrés. Al mismo tiempo, cuida las capacidades cerebrales y puede aliviar la sintomatología propia del cansancio o la depresión.

Nutritivos

Como hemos visto, son ricos en vitaminas, minerales y otros nutrientes básicos para el correcto funcionamiento del organismo. Por ello, comer espárragos con cierta regularidad nutre nuestro cuerpo y aporta grandes beneficios.

Adelgazantes

Su elevado contenido en agua y en fibra, y su bajo valor calórico lo convierten en un alimento muy apropiado cuando nuestro objetivo es perder peso. Si es tu caso, no lo dudes y añádelo a la lista de alimentos recomendados.