¿Es bueno comer pistachos?

¿Es bueno comer pistachos?

Lifestyle

Los pistachos son frutos secos muy deliciosos y que pegan bien con casi cualquier alimento, tanto dulce como salado. El principal inconveniente por el que la población no come tantos pistachos como debería es por su precio. Es de los frutos secos más caros de la actualidad, aun así, merece mucho la pena su consumo, y a lo largo de este texto entenderemos porqué decimos esto.

Aquí vamos a aprender todo sobre los pistachos, desde su valor nutricional, hasta la cantidad máxima que podemos comer cada día. También veremos algunas ideas de cómo comerlos y que no sea solo de uno a uno como las pipas los domingos por la tarde o las palomitas en el cine.

También conoceremos los beneficios y las posibles contraindicaciones, porque sí, es un fruto seco muy saludable, pero que no todo el mundo puede agregar a su dieta diaria o semanal. Sobre todo, tiene que ver con el formato del pistacho, es decir si está al natural (solo tostado) o también está salado.

Valores nutricionales

Los pistachos son muy saludables. Una cantidad razonable de este fruto seco serían 28 gramos. En esta dosis podemos encontrar:

  • Energía: 159 calorías
  • Grasas: 13 gramos
    • De las cuales saturadas: 10 gramos
  • Hidratos de carbono: 8 gramos
    • Fibra: 3 gramos
  • Proteínas: 6 gramos
  • Sal: 6 mg de sal (si los compramos salados)
  • Los pistachos es mejor comprarlos al natural o tostados. Hay que evitar aquellos que están salados, ya que no son una opción saludable.

    Los pistachos aportan vitaminas del grupo B, así como vitaminas A, C y E. Aparte de minerales esenciales como potasio, calcio, zinc, hierro, magnesio, fósforo y selenio. También tienen unos 7 gramos de fibra por cada 100 gramos de pistachos. No nos olvidemos de los aceites esenciales omega 3 y omega 6, que son muy importantes para nuestro organismo.

    También tenemos 20 gramos de proteínas por cada 100 gramos de este fruto seco. Con todo esto, seguro que ahora entendemos por qué es de los frutos secos más consumidos por los vegetarianos y veganos, y es que aporta casi todos los nutrientes que necesita el cuerpo humano.

    Una porción de 1/2 taza de pistachos proporciona 18 gramos de carbohidratos y 6 gramos de fibra. Como la mayoría de los otros frutos secos, los pistachos tienen un índice glucémico bajo. Se ha demostrado que la grasa y la fibra saludables ayudan a reducir el pico de azúcar en la sangre después de comer otros alimentos ricos en carbohidratos.

    Bolsa de pistachos

    Beneficios

    Comer pistachos a diario tiene importantes beneficios para nuestra salud. Todo lo que comemos tiene consecuencias en nuestro organismo, ya sea a corto plazo o a largo plazo. De ahí que sea tan importante llevar una dieta saludable y alimentarnos de forma variada y cubrir todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita para funcionar todo el día.

    Ricos en antioxidantes

    Los antioxidantes son vitales para la salud. Previenen el daño celular y juegan un papel clave en la reducción del riesgo de enfermedades, como el cáncer. Los pistachos contienen más antioxidantes que la mayoría de los otros frutos secos y semillas. De hecho, solo las nueves y las pecanas contienen más.

    Entre los frutos secos, los pistachos tienen el mayor contenido de luteína y zeaxantina, ambos antioxidantes muy importantes para la salud ocular.

    Protegen los ojos del daño causado por la luz azul y la degeneración macular relacionada con la edad, una condición en la que la visión central se ve afectada o perdida.

    Además, dos de los grupos más abundantes de antioxidantes en los pistachos, los polifenoles y los tocoferoles, pueden ayudar a proteger contra el cáncer y las enfermedades del corazón. Curiosamente, los antioxidantes de los pistachos son muy accesibles en el estómago. Por lo tanto, es más probable que se absorban durante la digestión.

    Buenos para el corazón

    Según los expertos, los pistachos ayudan a la salud del corazón. Esto es gracias a se encarga de evitar la oxidación del colesterol que es lo que provoca que se acumule en las arterias y cree tapones que luego causan problemas en la presión arterial y, por último, infartos y accidentes cerebrovasculares.

    Una dieta moderada en grasas que contenga pistachos reduce la presión arterial y la resistencia vascular durante el estrés agudo en comparación con una dieta occidental típica. El alto contenido de fitoesteroles de los pistachos también los convierte en un refrigerio saludable para el corazón. Los fitoesteroles provienen de las plantas, pero debido a que tienen una estructura similar al colesterol, compiten con el colesterol para limitar su absorción.

    Mejora la digestión

    Otro beneficio de los pistachos es que nos ayuda a regular el tránsito intestinal. Antes hemos visto que tiene un buen aporte de fibra, ya que alcanza el 10% de esta. Esto nos ayudará a evitar el estreñimiento y también nos ayudará a limpiar el organismo, a favorecer las digestiones y a reducir los niveles de azúcar en sangre.

    Los pistachos son ricos en fibra, con una porción que contiene 3 gramos. La fibra se mueve a través del sistema digestivo en su mayoría sin digerir, y algunos tipos de fibra son digeridos por las buenas bacterias en el intestino, que actúan como prebióticos.

    Luego, las bacterias intestinales fermentan la fibra y la convierten en ácidos grasos de cadena corta, que pueden tener varios beneficios para la salud, incluido un menor riesgo de desarrollar trastornos digestivos, cáncer y enfermedades cardíacas. El butirato es quizás el más beneficioso de estos ácidos grasos de cadena corta. Se ha demostrado que comer pistachos aumenta la cantidad de bacterias productoras de butirato en el intestino en mayor medida que comer almendras

    Ricos en proteínas

    Dadas las altas cantidades de proteínas, estos frutos secos suelen ser los favoritos de los deportistas que muchas veces se acostumbran a comer varios pistachos antes de sus entrenos mezclados con yogures, o en bol de frutas.

    28 gramos de pistachos contiene 159 calorías, en comparación con las 185 calorías de las nueces y las 193 calorías de las pecanas. Con proteínas que comprenden aproximadamente el 20% del peso, los pistachos son superados solo por las almendras en lo que respecta al contenido de proteínas.

    También tienen una mayor proporción de aminoácidos esenciales⁠, los componentes básicos de las proteínas⁠, que cualquier otro fruto seco. Estos aminoácidos se consideran esenciales porque el cuerpo no puede producirlos, por lo que debemos obtenerlos de la dieta. Mientras tanto, otros aminoácidos se consideran semiesenciales, lo que significa que pueden ser esenciales en determinadas circunstancias, dependiendo de la salud de cada persona.

    Uno de estos aminoácidos semiesenciales es la L-arginina, que representa el 2% de los aminoácidos de los pistachos. Se convierte en óxido nítrico en el cuerpo, que es un compuesto que hace que los vasos sanguíneos se dilaten, lo que ayuda al flujo sanguíneo.

    Ayuda a perder peso

    A pesar de ser un alimento denso en energía, los frutos secos son uno de los alimentos más amigables para perder peso. Aunque pocos estudios han analizado los efectos de los pistachos sobre el peso, los que existen son prometedores.

    Los pistachos son ricos en fibra y proteínas, los cuales aumentan la sensación de saciedad y ayudan a comer menos. Un factor que posiblemente contribuya a las propiedades de pérdida de peso de los pistachos es que es posible que su contenido de grasa no se absorba por completo.

    De hecho, los estudios han demostrado la malabsorción de las grasas de los frutos secos. Esto se debe a que parte del contenido de grasa se queda atrapado dentro de sus paredes celulares, lo que impide que se digiera en el intestino. Además, los pistachos sin cáscara son buenos para comer conscientemente, ya que quitar la cáscara lleva tiempo y ralentiza el ritmo de consumo. Las cáscaras sobrantes también nos dan una pista visual de cuántos hemos comido.

    Recuperación muscular

    En comparación con otros frutos secos, los pistachos tienen una mayor proporción de aminoácidos esenciales y el mayor porcentaje de aminoácidos de cadena ramificada (BCAA). Los aminoácidos de cadena ramificada pueden mejorar la recuperación muscular después del ejercicio.

    Sin embargo, la mayoría de las investigaciones se centran en los suplementos de aminoácidos de cadena ramificada en lugar de los alimentos que suministran BCAA, y los resultados han variado. Sin embargo, no hay suficiente evidencia para respaldar el uso de suplementos de BCAA para mejorar el rendimiento, desarrollar músculo o ayudar a los músculos a recuperarse después del ejercicio. Pero comer alimentos que contienen proteínas aumenta automáticamente la ingesta de BCAA.

    beneficios de los pistachos

    Dosis y cómo comerlos

    Los expertos indican que cada día deberíamos comer unos 40 o 50 gramos de frutos secos variados, pero si por algún casual solo queremos consumir pistachos, podemos hacerlo sin problema, siempre y cuando nuestro estado de salud no encaje con los grupos de población de riesgo que indicamos en las contraindicaciones.

    Si solo queremos consumir pistachos en un día, no deberíamos pasarnos de los 40 gramos, ya que eso, unido al resto de alimentos que hayamos ido consumiendo a lo largo del día, podría provocarnos algunos efectos secundarios como el exceso de fibra. Además, si son con sal, sentiremos mucha sed y podríamos aumentar la presión arterial.

    Podemos comer este fruto seco en ensaladas, cremas, zumos, con cereales, en bizcochos, galletas caseras, con pasta, cremas de frutos secos, muffins, helados, con carnes, pescados, cremas de verduras, salsas, en pizzas, etc.

    Contraindicaciones

    Igual que hemos contado sus beneficios, también contamos las contraindicaciones. Este fruto seco tan delicioso y completo, debe ser de consumo muy moderado para aquellas personas con un régimen alimenticio enfocado a adelgazar. Tampoco es recomendable consumir pistachos saldos, y mucho menos si tenemos problemas con la tensión arterial y con la retención de líquidos.

    Problemas de riñón

    De las contraindicaciones más serias y directas de los pistachos están los problemas renales. Aquellas personas que sufran insuficiencia renal no deberían consumir este fruto seco por su alto contenido en potasio, ya que aumenta el trabajo de los riñones y eso da como resultado dolores y complicaciones renales.

    El consumo de pistachos no crea problemas renales en sí, pero puede ser perjudicial para los que lo padecen.

    Estreñimiento y problemas intestinales

    Los problemas de digestión son un efecto secundario común de comer muchos pistachos. Estos suelen tener un alto poder calorífico. Es decir, producen una gran cantidad de calor después de que se metabolicen en el cuerpo. Por eso pueden generar hinchazón.

    El movimiento intestinal irritable después de comer pistachos en exceso está relacionado con la fibra. Esta fibra puede aumentar la cantidad de bacterias intestinales y provocar algunos problemas salud, como estreñimiento o calambres estomacales.

    Fructano

    Los médicos advierten a las personas que eviten comer demasiados pistachos por un compuesto conocido como fructano. La sensibilidad a los fructanos no es muy común y no es peligrosa.

    Pero esta sensibilidad puede causar una variedad de problemas de salud. Algunos de los problemas pueden ser hinchazón, flatulencia, dolor abdominal, estreñimiento y diarrea.

¡Sé el primero en comentar!