Sabemos que los huevos son un gran alimento para incluir en nuestra dieta. Sin embargo, no todos los huevos que se comercializan tienen la misma calidad y tienen los mismos beneficios.

Una forma de identificar y diferenciar los tipos de huevos que se comercializan es a través del código que aparece en rojo estampado en el huevo (etiquetado del huevo). En este artículo vamos a explicar cómo interpretar esta etiquetación para saber qué tipo de producto estamos comprando.

Etiquetado de huevos

El etiquetado de huevos es una estampación que se realiza sobre la cascara de los huevos mediante una tinta roja alimentaria. Esta etiquetación contiene una serie de combinación de números y letras definidas según ciertos parámetros que explicaremos a continuación.

Esta etiquetación entro en vigor con la norma europea emitida el 1 de enero de 2004, definiendo los parámetros a seguir para este etiquetado.

Primer número

El primer número que encontramos en el código del huevo hace referencia al tipo de cría que han recibido las gallinas.

Este número puede adquirir los siguientes valores:

  • 0. Gallinas camperas alimentadas con pienso ecológico. Estas gallinas aparte de criarse al aire libre, se han alimentado mediante pienso procedente de agricultura ecológica.
  • 1. Gallinas camperas. En este caso no se garantiza la alimentación ecológica de estas gallinas. Sin embargo, si se garantiza que se han criado al aire libre.
  • 2. Gallinas criadas en el suelo. En este caso, las gallinas han sido criadas en naves con comederos, bebederos y nidales.
  • 3. Gallinas criadas en jaulas. Este tipo de crianza es la más habitual actualmente. Este tipo de crianza está basado en un espacio bastante reducido para la movilidad de las gallinas. Normalmente se crían en jaulas fáciles de limpiar, y con un acceso directo de las gallinas a los piensos.

Siguientes dos letras

Las siguientes dos letras que continúan el código de la etiquetación hacen referencia al país de procedencia de los huevos. Por ejemplo, si estos huevos proceden de España, aparecerá “ES” en estas letras.

Resto de números

El resto de los dígitos del etiquetado hacen referencia a parámetros como la provincia, municipio y granja de procedencia.

Los dos números siguientes a las letras del país de procedencia hacen referencia a la provincia de la que proceden los huevos. Por ejemplo, a Cádiz correspondería el número 11.

Los siguientes tres números hacen referencia al municipio donde se encuentra la granja de procedencia.

Por último, los tres últimos números identifican la granja dentro de la localidad.