¿Por qué deberías beber té Rooibos todas las semanas?

El té Rooibos es un tipo de infusión que proviene de las hojas fermentadas del arbusto Aspalathus linearis, una planta originaria de Sudáfrica. Mucha gente lo consume como alternativa al té verde o negro.

Este té tiene un sabor dulce, delicado y terroso. Consumido en el sur de África durante siglos, se ha convertido en una bebida querida en todo el mundo. Los defensores elogian a este té por sus posibles beneficios para la salud y afirman que los antioxidantes pueden proteger contra el cáncer, las enfermedades cardíacas y los accidentes cerebrovasculares.

Propiedades nutricionales del té Rooibos

A este tipo de infusión se le conoce por ser rico en antioxidantes. Y aunque contiene pocas vitaminas, minerales o nutrientes, sí tiene cantidades interesantes de cobre, fluoruro, potasio, hierro, calcio y magnesio.

Una porción de 225 gramos de té rooibos no tiene calorías, proteínas, grasas, carbohidratos, fibra ni azúcar. Sin embargo, una porción de 225 gramos de té rooibos con leche descremada aporta:

  • Calorías: 80
  • Proteína: 4 gramos
  • Grasa: 0 gramos
  • Carbohidratos: 16 gramos
  • Fibra: 0 gramos
  • Azúcar: 16 gramos

Como el rooibos no tiene calorías, existe poco o ningún riesgo de consumir demasiada cantidad. Sin embargo, muchas personas beben rooibos con azúcar, leche, crema, miel u otros edulcorantes añadidos. Estos tienen un alto contenido de calorías, grasas y azúcar, que pueden acumularse en varias tazas de té.

rooibos en un vaso

Ventajas de tomar Rooibos habitualmente

La ciencia sobre los efectos de esta infusión es bastante limitada. Sin embargo, los estudios existentes comentar beneficios para la salud bastante interesantes.

No tiene cafeína

El té Rooibos no contiene cafeína y es bajo en taninos. Esto puede convertirlo en un buena opción para embarazadas, niños y personas sensibles a la cafeína. Aunque la cafeína puede tener algunos beneficios para la salud, no todas las personas pueden consumir cafeína de manera segura. Esta sustancia puede interferir con el sueño, empeorar la ansiedad y causar efectos físicos como nerviosismo y palpitaciones del corazón.

Hay otros tipos de té, como el negro y el verte, que sí contienen cafeína. Por suerte, el rooibos es una buena alternativa para las personas que quieren reducir la ingesta de cafeína o evitarla por completo.

Es bajo en taninos

Se conoce que contiene niveles muy bajos de taninos. Los taninos son compuestos naturales presentes en muchos alimentos vegetales, como el té negro, el té verde y el vino tinto. Estas sustancias interfieren con la absorción del hierro por el cuerpo, particularmente el hierro no hemo, que es la forma que proviene de los alimentos de origen vegetal.

Es rico en antioxidantes

Este tipo de té contiene varios antioxidantes, siendo la variedad verde la que contiene niveles más altos que la roja. Algunos de los antioxidantes más notables del té son la quercetina y la aspalatina.

Los antioxidantes son importantes para la salud humana porque evitan que los radicales libres dañen las células del cuerpo. Los estudios en humanos han encontrado que el consumo de té rooibos incrementa los niveles de antioxidantes en el cuerpo, pero los efectos son pequeños y desaparecen rápidamente.

Mejora la salud del corazón

Los antioxidantes son importantes para un corazón sano, por lo que esta infusión rojiza puede aportar beneficios cardiovasculares. También puede mantener los niveles de colesterol bajo control.
Los estudios que analizan los efectos de consumirlo, apuntan a que disminuyen los niveles de lipoproteína de baja densidad o colesterol «malo» y aumentaron significativamente los niveles de lipoproteína de alta densidad o colesterol «bueno».
También puede mejorar la salud del corazón al inhibir la enzima convertidora de angiotensina, que aumenta la presión arterial.

Controla el peso

El té Rooibos no tiene calorías, por lo que puede ser una buena opción para quienes intentan perder peso o mantener un peso saludable.

La ciencia dice que también puede beneficiar el control de peso al aumentar los niveles de leptina. Esta es una hormona que ayuda a regular la ingesta de alimentos y envía señales al cuerpo para notificar que ha comido suficiente. El té también detiene la formación de nuevas células grasas y fomenta un metabolismo más rápido de las grasas.

Otros beneficios

Todas las ventajas del té rooibos varían ampliamente. Sin embargo, faltan pruebas que respalden muchos de ellos, ya que no existen demasiados estudios. Algunos beneficios no comprobados totalmente son:

  • Mejor salud ósea: la evidencia científica que relaciona el consumo de rooibos con una mejor salud ósea apenas existe y los estudios específicos son muy escasos.
  • Digestión mejorada: el té suele promoverse como una forma de reducir los problemas digestivos. Sin embargo, la ciencia no muestra mucho sobre este posible beneficio. No obstante, la falta de evidencia no signific que estas afirmaciones sean falsas, solo que no se han estudiado completamente.

té rooibos en hierba

¿Existen inconvenientes?

En general, el rooibos es seguro para cualquier persona. Aunque los efectos secundarios negativos son extremadamente raros, hay personas que informan de algos riesgos. La ciencia ha demostrado en alguna ocasión que beber grandes cantidades de té de rooibos al día estaba relacionado con un aumento de las enzimas hepáticas, lo que a menudo puede indicar un problema hepático. Sin embargo, se considera un caso escaso.

Algunos compuestos del rooibos pueden estimular la producción de la hormona sexual femenina, el estrógeno. Algunas fuentes sugieren que las personas con afecciones sensibles a las hormonas, como el cáncer de mama, deberían evitar este tipo de té. Sin embargo, este efecto también es muy leve y es probable que se necesiten consumir cantidades muy grandes antes de ver un efecto.

Consejos para tomar Rooibos

Este tipo de té se puede consumir caliente o como bebida helada. Como no tiene cafeína, puedes disfrutar de una taza antes de ir a la cama sin preocuparte por interrumpir tu horario de sueño.

Algunos tés vendrán en bolsas empaquetadas, mientras que otros tendrán recomendaciones para elegir el tamaño de la porción. En el caso de comprar la hierba suelta, se puede usar unos 2 gramos de rooibos de hojas sueltas por cada 200 cl de agua.

El té Rooibos debe sumergirse en agua hirviendo durante al menos 5 minutos, aunque algunos expertos recomiendan dejarlo durante hasta 10 minutos para aumentar la eficacia de los antioxidantes. Aunque otros tés, como el negro y el verde, pueden volverse amargos si se infunden durante demasiado tiempo; en cambio, el rooibos solo se volverá más fuerte y más sabroso cuanto más tiempo esté bajo el agua.

Puedes disfrutar de una taza de té rooibos solo o añade leche, crema o un edulcorante, como miel o azúcar.

¡Sé el primero en comentar!