Cuando sientas el antojo de tomar algo dulce y sabroso antes o después de un entrenamiento, Starbucks puede ser la solución para mucho de vosotros. Esta cafetería es conocida por sus numerosos tipos de bebidas con y sin cafeína. Todos tienen su café favorito, sobre todo para las fotos en redes sociales. Es cierto que hay algunas opciones saludables (como un café con leche o uno solo), pero la mayoría de ellas son una bomba de azúcar y calorías.

Si estás intentando limitar tu consumo diario de azúcar, es posible que quieras apuntarte esas bebidas poco saludables para no pedirlas nunca más.

Mocha de caramelo y sal

Esta bebida está hecha de moca, jarabe de caramelo, café y leche al vapor, rematada con crema batida azucarada, llovizna de caramelo, azúcar turbinada y sal marina. El Mocha de caramelo y sal aporta 470 calorías, 10 gramos de grasa saturada y 59 gramos de azúcar añadida, lo que lo convierte en una bebida muy poco saludable de Starbucks para transmitir.

Frapuccino Pumpkin Spice

El Pumpkin Spice Frappuccino contiene la friolera de 450 calorías, 15 gramos de grasa y 73 gramos de azúcar en un solo vaso. Es una auténtica bomba calórica, con un gran contenido de azúcar.

Pumpkin Spice Latte

El PSL contiene 380 calorías, 14 gramos de grasa y 50 gramos de azúcar. Es muchísimo para tenerla como un hábito en la alimentación. Si a esto le sumas tomarte un dulcecito… ¡menudo combo!

Pumpkin Cream frío

Suena saludable, pero en realidad no lo es. Pumpkin Cream Cold Brew contiene 250 calorías, 12 gramos de grasa, 8 gramos de grasa saturada y 31 gramos de azúcar en un gran. «Están tomando un buen producto como su cerveza fría y agregando un montón de azúcar encima», dice Cording.

Macchiato de caramelo frío

Este macchiato tiene mucha azúcar, unos 34 gramos en el tamaño grande.

Batido de fruta de dragón y mango

¡Ohhh! Aparentemente tan inofensivo y saludable… Este batido está hecho con una combinación de sabores de mango y fruta de dragón, con una cucharada de fruta de dragón picada, pero probablemente no te des cuenta de que estás bebiendo 19 gramos de azúcar añadida en su versión grande.

Limonada de té verde y melocotón

Esta bebida parte de ya una bebida azucarada (la limonada) y la eleva mucho más en su contenido de azúcar. Aunque parezca saludable e inofensiva, estarás ingiriendo 29 gramos de azúcar, y sin grasas ni proteínas que ayuden a equilibrar las cosas.

Crema salada fría

Esta bebida quiere parecerse físicamente a una cerveza, aunque tan solo te estarás bebiendo un café endulzado con caramelo y recubierto con espuma salada y fría. Aporta 14 gramos de grasa y 23 gramos de azúcar. Todo esto irá directamente a tu circulación sanguínea y luego provocará un colapso de azúcar en la sangre.

Frapuccino de caramelo crujiente

Esta bebida no es cualquier cosa. Tiene 490 calorías, 21 gramos de grasa, 13 gramos de grasa saturada y 68 gramos de azúcar. Es decir, tiene un alto contenido en todo. ¡Huye de ella!

S’mores Frapuccino

Con crema batida de esponjitas, salsa de chocolate con leche, aroma de vainilla, café y leche con más crema batida de esponjitas y un crumble de galletas Graham, obtenemos esta deliciosa bebida. Puede llegar a ser básicamente un postre en una taza. También tiene 490 calorías, 20 gramos de grasa y 67 gramos de azúcar.

Frapuccino Mocha con galletas

Esta bebida está llena de galletas. Contiene café tostado Frappuccino, moca y chips de Frappuccino que se mezclan con leche y hielo, en capas sobre crema batida y crumble de galletas de chocolate, y se cubre con crema batida de vainilla, llovizna de moca y todavía más crumble de galletas de chocolate. Es su versión grande obtenemos 500 calorías, 23 gramos de grasa y 63 gramos de azúcar. ¡Es casi una comida copiosa!

Macamiato con nube de caramelo

Este café contiene espuma hecha con huevo, que le da un poco de proteína extra (¡muy fitness, sí!). Aporta 280 calorías, 7 gramos de grasa y 39 gramos de azúcar.

Limonada de té matcha

Tomar té Matcha solo se considera saludable, pero no cuando se mezcla con limonada. El matcha contiene propiedades antioxidantes, pero esta bebida tiene 27 gramos de azúcar. Una persona cualquiera no debe consumir más del 10% de sus calorías totales de azúcar añadida. En otras palabras, una persona con una dieta de 2.000 calorías por día podría tener hasta 200 calorías de azúcar añadida, lo que equivale a 50 gramos. Esta bebida lleva casi más de la mitad de ese total.

Té frío con espuma

No hay una tonelada de calorías en esta (tan solo 80 en su versión grande), pero esta bebida tiene un conteo engañosamente alto de azúcar (17 gramos). Con un mínimo de proteínas y grasas para equilibrar las cosas, eso solo te está preparando para un choque de azúcar en la sangre.

Matcha Latte

Starbucks agrega una tonelada de azúcar a tu café con leche matcha: 32 gramos, para ser exactos. Parece que es una de las versiones más saludables, por lo que la mayoría de las personas no son conscientes de la cantidad de azúcar que está ingiriendo.

Limonada de té blanco

Hecha con una mezcla de jugo de frutas con sabor a guayaba, té blanco helado Teavana y limonada, esta bebida contiene la friolera de 29 gramos de azúcar. Sin proteínas ni grasas para equilibrar el impacto, esta es otra bebida que te está preparando para un pico de azúcar en la sangre y un colapso.

Macchiato con nube de canela

Al igual que el Macchiato con nube de caramelo, la versión de canela está repleta de azúcar, por lo que está lejos de ser saludable.

Pink Drink

La Pink Drink combina la bebida refrescante Strawberry Acai con leche de coco. Y aunque suena saludable, es un vaso grande obtenemos 24 gramos de azúcar.

Latte con canela

Una gran porción de esta bebida contiene el 40% de la cantidad diaria recomendada de grasa saturada. Además, evidentemente, está llena de azúcar.

Cherry Mocha

El Cherry Mocha ha ganado seguidores de culto, pero está lleno de azúcar: 49 gramos, para ser exactos. Eso solo puede hacer que te sientas con poca energía después de que el pico de azúcar haya desaparecido.

Frapuccino con vainilla

Sin duda, es uno de los favoritos de la mayoría. Esta mezcla cremosa de vainilla, leche y hielo, está cubierta con crema batida. Y con 400 calorías, 16 gramos de grasa y 59 gramos de azúcar. Más que un café es un batido.

Caramel Brulee Latte

Un favorito de las fiestas navideñas, el Caramel Brulee Latte contiene 450 calorías, 13 gramos de grasa y 47 gramos de azúcar. Uf.

Frapuccino con praliné de castañas

Con motivos navideños, este café aparece tan solo en los meses de frío. Contiene 480 calorías, 14 gramos de grasa y 80 gramos de azúcar.

Mocha de chocolate blanco

Esta bebida es relativamente simple: contiene café espresso, salsa de chocolate blanco y leche al vapor, rematada con crema batida azucarada. En una porción grande, estás bebiendo 430 calorías, 18 gramos de grasa, 12 gramos de grasa saturada y 53 gramos de azúcar. Definitivamente, son demasiadas calorías, grasas y azúcar añadida.

Frapuccino de café

Parece una versión más saludable de un Frappuccino, pero sigue estando repleto de azúcar. Para su versión grande, estás ingiriendo la friolera de 50 gramos de azúcar.

Frappuccino triple mocha

Hecho con crema batida, moca oscuro, café, leche, hielo y una llovizna de moca oscuro, este Frappuccino tiene 320 calorías, 37 gramos de azúcar y 16 gramos de grasa.

Mocha Frappuccino

El Mocha Frappuccino es ligeramente mejor que muchas de las bebidas anteriores, pero no por mucho. Contiene 410 calorías, 15 gramos de grasa y 61 gramos de azúcar en grande.