Con las nuevas restricciones de movilidad en algunas ciudades de España nacen ocasiones para conocer tu entorno. La marca deportiva Suunto ha creado un proyecto internacional llamando Suunto Street Art, en el que te presentar diferentes rutas de running para conocer diferentes obras de arte urbano. Empieza a disfrutar de recorridos de 5 y 10 km por toda Barcelona.

Con este proyecto, que también se desarrolla en otras ciudades europeas, la marca de relojes finlandesa quiere invitar tanto a los barceloneses como a sus visitantes a disfrutar del aire libre y adentrarse en un arte que a menudo pasa desapercibido.

Desde la conocida zona de graffitis de las Tres Xemeneies o del Paseo de la Circumval·lació hasta un mural tributo a la tradición catalana de los Castellers, una pintura de arte urbano evocando el poder de las mujeres y de la comunidad o graffitis críticos con el sistema. Estos y mucho más podrás encontrarlos si te atreves a vivir una aventura urbana cerca de las casas. Los tracks de las rutas están disponibles en esta web y se pueden descargar e introducir en el modelo Suunto 7 que, gracias a su nueva funcionalidad, permite seguir el recorrido con un mapa a través de la misma pantalla del reloj.

Este proyecto de running va más allá de Barcelona, ya que también agrupa otras ciudades europeas como Munich, Lyon y Turín, que ofrecen recorridos para descubrir el arte urbano de sus calles.

Descubre el arte urbano es circuitos de 5 y 10 km

Ambos recorridos forman parte y están diseñados por el colectivo Street Art Barcelona y discurren mayoritariamente por los barrios del Poble-sec, el Gótico y el Poblenou. Los dos empiezan en la Arnau Gallery (Plaza Raquel Meller), un proyecto creado en 2016 que promueve el arte urbano en Barcelona. Se trata de un mural de grandes dimensiones al aire libre con una intervención artística cada dos meses.

Las dos rutas también comparten puntos emblemáticos de arte urbano como las Tres Xemeneies o el Paseo de la Circumval·lació. Las Tres Xemeneies es un lugar especial ya que fue el primer espacio de “Muros Libres”, una iniciativa del ayuntamiento que promovió espacios para que los artistas urbanos pudieran desarrollar su obra de un modo legal y en sintonía con el entorno y los vecinos.

El recorrido running de 5km pasa también por los Jardines Walter Benjamín, descubre el mural más grande en el barrio Gótico, realizado por el artista Werens, y finaliza en el ConnectHort, un huerto urbano colectivo cuyas paredes están pintadas con diferentes motivos relacionados con la tierra.

Aquellos que elijan sumar unos kilómetros más y completar la ruta de 10 km se encontrarán con obras del artista colombiano Gleo, representando la fuerza y el poder de nuestro cerebro y el rol que el inconsciente juega en nuestra vida diaria, y del catalán Roc Blackblock con una crítica al sistema en el que vivimos y un tributo a Neus Català.

Más adelante también se cruzaran con la intervención mural «Fer llenya», del artista madrileño Borondo, en el que se rinde tributo a la tradición catalana de los Castellers. En los últimos cuatro kilómetros el protagonismo es para las obras de artistas como el valenciano Escif, que pintó una columna griega gigante en el Poblenou, la catalana BTOY, que resalta en sus murales el poder de las mujeres y el cubano-americano Jorge Rodríguez-Gerada, con el retrato gigante de una mujer creado con elementos faciales de 10 mujeres que fotografió alrededor del barrio.

El recorrido concluye en B-MURALS, un espacio para la reflexión, la creación y la promoción del arte urbano creado en 2019, donde se puede encontrar una colección de murales de artistas nacionales e internacionales como Marina Capdevila, Nicolás Romero, Elian Chali, Irene Lopez Leon, Zosen & Mina Hamada y muchos más.

Dos trayectos de arte urbano para huir de la rutina y descubrir la ciudad desde otro punto de vista a golpe de zapatilla. Aunque no practiques running, te gustará hacerlos andando o en bicicleta.