Siempre se nos ha advertido sobre los peligros de ingerir demasiada sal en nuestra alimentación, pero una  investigación publicada en The Lancet asegura que tomarla no provoca un aumento de enfermedades cardiovasculares. Estaríamos ante una nueva recomendación alimenticia, avalada por los médicos británicos más prestigiosos.

Tan solo existe riesgo al tomar más de 5 gramos al día

El estudio se ha elaborado en 18 países de América, Europa, África, Asia, Oriente Próximo y Extremo Oriente; y se llega a desmentir el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares debido al consumo de sal. Los científicos afirman que tan solo existe peligro cuando se sobrepasan los 5 gramos de sodio al día (unas 2 cucharillas y media). Es llamativo que esta cantidad solo la consuman el 5% de la población.

En la investigación se destacó que llevar una alimentación rica en frutas, verduras, lácteos, patatas, nueces y otros alimentos con alto contenido en potasio, revierte y puede eliminar la posibilidad de sufrir alguna enfermedad del corazón ligada al consumo de sal.

De todos lo países que participaron, China fue el único en el que el 80% de la población superaba ese consumo diario de sal. En el resto, lo normal es ingerir entre tres y cinco gramos al día.

Recomendaciones de la OMS

La Organización Mundial de la Salud recomienda tomar menos dos gramos diarios (una cucharada) como medida para prevenir enfermedades cardiovasculares. La Asociación Americana del Corazón, en cambio, aconseja que se reduzca hasta el máximo recomendable a 1’5 gramos diarios.
Pero, limitar el consumo de sal no siempre es positivo. Uno de los investigadores del estudio nombrado anteriormente afirma que “no existe mucha evidencia sobre que restringir el consumo de sal hasta este punto suponga una mejora de las condiciones de salud, incluso alcanzado este nivel mínimo“.

Nuestros hallazgos demuestran que las campañas para reducir el consumo de sal deben ser específicas solo para aquellas sociedades que se exceden en su consumo; y deben formar parte de aproximaciones más amplias para mejorar la calidad de la dieta en su globalidad“.