Just Do It“es quizá el eslogan más conocido de Nike. No solamente es un referente en publicidad, sino que existen prendas de esta marca deportiva que incluye la frase como clave para motivar. ¿Sabes realmente cuál es su origen? ¡Te lo contamos!

Gracias a un delincuente

A pesar de que poco tiene que ver con el deporte, un delincuente de Estados Unidos, Gary Gilmore, pronunció “Just Do It” momentos antes de su condena a muerte en 1977. Este hombre cometió dos asesinatos e intentó suicidarse en dos ocasiones.
Gary Gilmore fue ejecutado 6 meses después de que dos personas perdieran la vida en atracos distintos. Es evidente que la agresividad fue desmedida en ambas situaciones y por ello se le condenó a muerte. ¡Quién le diría a este asesino que una de sus frases se haría mundialmente conocida!

Dan Wieden, el creador del eslogan, ha sido el encargado de dar a conocer el origen de la frase que cumple 30 años. Cuenta que Gilmore fue condenado en 1976 por el asesinato de dos hombres. En esa época, la pena de muerte en EEUU era un tema muy debatible, pero después de este suceso, el jurado que se encargó de su condena dictaminó en hora y media que Gilmore debía morir.
Como era habitual, le dejaron elegir la forma en la que quería morir y optó por fusilamiento. Fue el día de su muerte cuando uno de los hombres encargados de dispararle le preguntó si quería decir algo más y Gilmore respondió “Let’s do it” (Hagámoslo).

De “Let’s do it” a “Just do it”

Diez años después de que Gilmore muriese, Nike le encargó a Dan Wieden un eslogan que lograra posicionar alto a la marca. Así que Dan quiso cambiar un poco la frase de Gilmore y la dejó como “Just Do It”. Lógicamente, el origen del eslogan en aquella época no se desveló. Es un tema que podía herir sensibilidades, sobre todo a los más allegados de los asesinados.

Fue en 1988 cuando Nike lanzó el primer anuncio con este eslogan. El vídeo está protagonizado por Walt Stack, deportista histórico, a sus 80 años y decía: “la gente me pregunta qué hago para no me repiqueteen los dientes cuando hace frío. Los dejo en casa“. Junto con Just Do It (simplemente hazlo), el anuncio era perfecto. Además, también se abandonaba el antigua eslogan There´s No Finish Lineque se había quedado totalmente estancado.