Google nos ha dado tantísimas aplicaciones como le hemos pedido: la del tiempo, el traductor, una galería de fotos y hasta un mapa. El inconveniente es que cada vez somos más reticentes de decargarnos apps por el espacio que ocupan internamente y la lentitud que presenta nuestro dispositivo.
Pero estamos de suerte porque el buscador más conocido en el mundo se ha propuesto enseñarnos a respirar sin tener que descargar nada en tu teléfono móvil.

Te contamos cómo funciona y la utilidad que puedes darle.

Respira, respira y respira

respiración google

Seguro que también te han dicho alguna vez eso de “respira profundamente” cuando estabas enfadado o alterado. Y es que no les falta razón, la respiración ayuda a tener un mejor control de los pensamientos y las acciones que vamos a realizar. Aunque tampoco hace falta estar de mal humor para querer relajarnos unos minutos.

Para ello, Google quiere que tan solo introduzcas en su buscador “respiración profunda“. Automáticamente aparecerá en tu pantalla la imagen que arriba puedes observar. No necesitas nada más que darle al “play” para comenzar el minuto de respiración.
Su uso es muy sencillo: mediante texto te va indicando cuándo deber realizar una inspiración profunda y cuándo exhalar.

Lógicamente, un minuto supone muy poco tiempo para relajarnos, pero no hay inconveniente en volver a repetir el ejercicio las veces que necesitemos. Personalmente, te recomiendo que te animes a dedicar tiempo a respirar y relajarte totalmente, a ser posible al empezar el día y al terminar.

Beneficios que aporta la respiración profunda

Respirar es algo innato, nacemos sabiéndolo hacer (o eso creemos). Realmente no existen muchas personas que tengan un buen dominio de la respiración, algo muy favorable cuando queremos relajarnos o hacemos deporte. Es por eso que necesitas adaptarte a este tipo de ejercicios. Si es la primera vez que lo realizas, ten cuidado con acabar hiperventilando.
No es necesario que las primeras veces realices respiraciones demasiado profundas, prueba a mantener el control de la inspiración y la expiación.

En caso de que ya sepas meditar y relajarte con la respiración, sabrás los beneficios que aporta. Por ejemplo:

  • Disminución de estrés y ansiedad
  • Conocimiento del momento actual. No pensarás ni en el pasado, ni en el futuro.
  • Relajación del cuerpo y la mente
  • Dedicarás tiempo para ti.