Los huevos son un alimentos que genera debate constantemente. «No comas más de uno diario», «toma todos los que quieras porque tienen muchas proteínas», «evita las yemas», «te subirán el colesterol», y así de manera infinita. Lo sé, saber si es una buena fuente de proteínas o si es dañina para la salud puede ser difícil de averiguar.

En marzo, hubo un estudio que provocó titulares en todo el mundo, con afirmaciones de que comer solo unos pocos huevos a la semana aumenta las posibilidades de padecer una enfermedad cardíaca o muerte prematura. La realidad es que no es tan simple. Existen algunos fallos en el estudio, como que se basan en recuerdos y la manera en la que calcularon los datos. Los expertos aseguran que, consumiendo con moderación, no es necesario temer al huevo.

¿Afectan los huevos a la probabilidad de tener un accidente cerebrovascular?

Un nuevo estudio, realizado por la Universidad del Este de Finlandia, comprobó que una ingesta moderadamente alta de colesterol en la dieta, incluyendo un huevo todos los días, no se asocia con un riesgo elevado de accidente cerebrovascular. Los accidentes cerebrovasculares, como el ataque cardíaco, pueden ser generados ​​cuando hay un bloqueo en las arterias.

En la investigación, los científicos analizaron los hábitos alimentarios de 1.950 hombres, de entre 42 y 60 años, que no tenían ningún diagnóstico por enfermedad cardiovascular. De todos ellos, más de un tercio eran portadores del fenotipo APOE4, que es un tipo de gen que afecta el metabolismo del colesterol.
Los voluntarios fueron analizados durante 21 años y, aunque 217 hombres fueron diagnosticados con un accidente cerebrovascular, no hubo un vínculo entre el consumo de huevos y las posibilidades de que eso sucediera.

El riesgo ni siquiera aumentó al observar a las personas con el fenotipo APOE4, que es lo que las haría más susceptibles a los efectos del colesterol alto. Este fenotipo es muy común en la población finlandesa, por lo que si los huevos fueran un enemigo para la salud, los finlandeses estarían medio muertos.

«En teoría, una mayor cantidad de colesterol podría ser más dañina aquí que en cualquier otro lugar«, dijo uno de los coautores. «Sin embargo, no observamos ninguna asociación como esa«. Entonces, ¿por qué hay tantos estudios que se contradicen sobre la ingesta de huevos?

Los problemas de salud pueden venir dados por otros factores

Los autores del estudio sugieren que una explicación puede ser que haya otros factores asociados a una mayor ingesta de huevos en los estudios observacionales. Por ejemplo, el consumo de huevos suele relacionarse con mayores riesgos para la salud en los Estados Unidos, pero no tanto en otros países. «En los estudios de EE. UU., las personas que consumen más huevos también suelen fumar más, son menos activas físicamente, tienen un IMC más alto y comen más carne roja«, dijo. «Estos factores pueden explicar, al menos en parte, la asociación con un mayor riesgo«.

Así que es muy posible que el problema no radique en el consumo de este alimento, sino en el resto de hábitos que tienes.