¿Qué beneficios tiene el ejercicio de intensidad moderada en el metabolismo?

Muchas personas se inician en el ejercicio físico pensando en mejorar su metabolismo o el rendimiento. En los últimos años se ha defendido el entrenamiento de intervalos de alta intensidad (HIIT) como el mejor método para la quema de grasas, ¿pero qué sucede con el ejercicio más moderado como un paseo?

Un estudio reciente compara los dos para intentar dar respuesta a este enigma.

¿Es mejor el entrenamiento HIIT o moderado?

Publicado en la revista Medicine & Science in Sports & Exercise, el estudio analiza a 23 hombres sedentarios con sobrepeso que aportaron información de salud como la presión arterial y la composición corporal antes de beber batidos cargados de grasa para determinar la respuesta metabólica. La mitad de los participantes hizo entrenamiento a intervalos tres veces por semana en bicicletas estáticas, que comprendía de cuatro a seis rondas de 30 segundos de esfuerzo duro con dos minutos de recuperación entre rondas. La otra mitad hizo un programa de ejercicio de intensidad moderada, montando en bicicleta a un ritmo cómodo durante unos 40 minutos en total, cinco veces a la semana.

Después de seis semanas, todos los participantes mostraron mejoras en su estado físico, pero solo el grupo que montó en estado estable durante 40 minutos vio una disminución en la grasa corporal, así como una mejor respuesta glucémica al batido y una presión arterial más baja.

mujer haciendo deporte para activar el metabolismo

Aunque a primera vista esto puede parecer similar a muchos otros estudios HIIT que se han realizado, la amplitud y profundidad de las medidas utilizadas fue única, según dijo el coautor del estudio Jamie Burr.

Lo novedoso de este estudio fue analizar la prescripción de ejercicio de una manera diferente, de modo que la frecuencia del ejercicio difería entre las dos exposiciones al ejercicio. Por ejemplo, la mayoría de las investigaciones habrían tenido los dos grupos haciendo ejercicio en el mismo horario, pero los investigadores aquí optaron por que siguieran las pautas recomendadas, para permitir una mayor recuperación de las sesiones de HIIT.

Curiosamente, parecía que algunos marcadores clave de la salud mejoraron en mayor medida en el grupo que hizo ejercicio con más frecuencia, lo que sugiere que la exposición regular al estrés del entrenamiento del ejercicio es probablemente importante.

No obstante, los investigadores no quieren lanzar el mensaje de que uno sea mejor que otro. Todo ejercicio es bueno. Este estudio no quita nada del valor del HIIT. Sugiere que no deberíamos elegir un estilo de entrenamiento exclusivamente en detrimento del otro.

Hay un valor tanto para los días de intervalo como para los de larga distancia, más lentos, sobre todo para los deportistas que quieren esforzarse para correr más rápido pero no agotarse o arriesgarse a lesionarse.